Widgets Magazine
14:58 GMT +322 Octubre 2019
En directo
    Iincendio en un estudio de anime en Kioto, Japón

    El hombre que incendió Kyoto Animation padece un trastorno psíquico

    © REUTERS / Kim Kyung-Hoon
    Asia y Oceanía
    URL corto
    112
    Síguenos en

    TOKIO (Sputnik) — Shinji Aoba, quien confesó haber provocado el incendio en un estudio de anime en Kioto que se cobró la vida de 33 personas, no tiene empleo y padece un trastorno psíquico, informó la cadena NHK, citando a fuentes.

    "De acuerdo con fuentes familiarizadas con el caso, Aoba recibía prestaciones sociales; además lo visitaba un médico porque tenía una enfermedad psíquica", dice el reporte del canal televisivo.

    El hombre todavía no ha sido arrestado porque necesita tratamiento por quemaduras.

    Por regla general, el nombre del detenido o sospechoso se mantiene en secreto hasta el arresto formal, pero, según la Policía de Kioto, "en vista de la gravedad de la tragedia, se decidió revelar la identidad" del atacante.

    El 18 de julio por la mañana, el sospechoso entró en la planta baja de Kyoto Animation, echó gasolina en el suelo y le prendió fuego.

    Unos minutos después, fue detenido por la Policía. En el momento de su detención, afirmó que el estudio "le había robado una novela".

    El fuego se extendió inmediatamente por todo el edificio, que se quemó casi por completo.

    En el momento del incendio, 73 personas trabajaban en el estudio, solo siete de ellas no resultaron heridas.

    Además de las 33 víctimas mortales, 36 personas sufrieron heridas de diversa gravedad, y la condición de algunas de ellas se considera muy grave.

    Fundada en 1981, la empresa Kyoto Animation (KyoAni) tiene sede en Uji, localidad situada al sur de Kioto.

    El estudio, con una plantilla de 155 empleados, ocupa tres pisos y tiene una superficie total de 700 metros cuadrados.

    La Policía identificó al responsable del incendio como Shinji Aoba, de 41 años, que vive en la ciudad de Saitama.

    Según varios informes, el hombre fue detenido en 2012, acusado de robar una tienda y condenado a tres años y seis meses de prisión.

    Después de salir de la cárcel, vivió durante algún tiempo en un centro residencial para antiguos presos, tras lo cual se mudó a Saitama.

    También se supo que los vecinos del atacante habían llamado repetidamente a la Policía en el último año para quejarse del ruido en el apartamento de Aoba.

    Etiquetas:
    trastornos, animación, incendio, Japón
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik