17:40 GMT +316 Octubre 2018
En directo
    Lugar del ensayo nuclear de Corea del Norte en el mapa (archivo)

    Pyongyang promete no usar armas nucleares o convencionales contra Seúl

    © REUTERS / Toru Hanai
    Asia y Oceanía
    URL corto
    580

    Pyongyang prometió no usar armas nucleares o convencionales contra Seúl, informó la presidencia surcoreana.

    Corea del Norte promete no recurrir a armas nucleares o convencionales contra su vecino del sur, dijo el asesor del presidente surcoreano Chung Eui-yong, tras viajar a Pyongyang.

    "El Norte prometió no usar no solo las armas nucleares sino también las convencionales contra el Sur", informó citado por la agencia Yonhap.

    Aseguró que no habrá provocaciones militares como nuevos ensayos o lanzamientos de misiles balísticos mientras continúen las negociaciones entre las dos Coreas.

    La presidencia surcoreana también comunicó que Corea del Norte se muestra dispuesta a trabajar sobre la desnuclearización de la península.

    "El Norte reafirmó claramente su compromiso con la desnuclearización de la península de Corea", dijo el asesor de seguridad del mandatario surcoreano.

    "Los norcoreanos afirman que no tendría ninguna razón para poseer armas nucleares si (…) se eliminan las amenazas militares contra su país", agregó Chung.

    Al mismo tiempo Corea del Norte expresó el deseo de entablar un diálogo abierto con Estados Unidos para la desnuclearización de la península y la normalización de las relaciones, comunicó la administración presidencial de Corea del Sur.

    Lea más: ¿Bajo qué condiciones el presidente de Corea del Sur visitaría Pyongyang?

    La disposición fue expresada por Pyongyang durante la visita de dos días de una delegación gubernamental surcoreana al Norte.

    "Corea del Norte expresó el deseo de hablar abiertamente con Estados Unidos y debatir la desnuclearización y la normalización de las relaciones", dice la nota. 

    En 2017 Corea del Norte llevó a cabo una quincena de pruebas de proyectiles balísticos, incluyendo los misiles intercontinentales (ICBM) capaces de alcanzar el territorio de EEUU, y el sexto ensayo nuclear, pese a las numerosas sanciones por parte del Consejo de Seguridad de la ONU.

    Estados Unidos reaccionó a las provocaciones de Pyongyang con la celebración de maniobras militares conjuntas con sus aliados en la región y el despliegue del escudo antimisiles norteamericano THAAD en el territorio de Corea del Sur.

    Además, en el año pasado el presidente estadounidense, Donald Trump, y el líder norcoreano Kim intercambiaron amenazas e insultos personales, con lo que provocaron el temor de la comunidad internacional de una nueva guerra en la península.

    A finales de febrero la Casa Blanca aprobó una nueva batería de restricciones para intentar detener los programas nuclear y balístico de Corea del Norte.

    Las sanciones afectaron a 27 empresas y 28 barcos localizados, registrados o parados en Corea del Norte, China, Singapur, Taiwán, Hong Kong, Islas Marshall, Tanzania, Panamá y las Comoras.

    Más aquí: EEUU se propone asfixiar a Corea del Norte con las sanciones

    El Gobierno estadounidense también ha amenazado con sanciones a otros países que permitan el tránsito de mercancías hacia o desde ese país asiático.

    Las dos Coreas, China, Japón, Estados Unidos y Rusia mantuvieron de 2003 a 2007 conversaciones para la desnuclearización de la península, que se vieron paralizadas en 2009 después de que Pyongyang, molesto por el endurecimiento de las sanciones internacionales en respuesta a sus pruebas nucleares y de misiles, se negó a continuar el diálogo.

    Pyongyang en más de una ocasión calificó de "muertas" estas negociaciones, pero otros participantes siguen efectuando consultas bilaterales y multilaterales.

    Añadió que Corea del Norte aseguró que no llevará a cabo nuevos ensayos nucleares ni de misiles balísticos durante las negociaciones con Estados Unidos.

    "La República Popular Democrática de Corea (RPDC) dejó claro que mientras continúe el diálogo, no reanudará las acciones estratégicas provocativas, incluyendo nuevas pruebas nucleares o lanzamientos de misiles balísticos", dijo la Presidencia sucoreana en un comunicado.

    Además, Seúl y Pyongyang programaron una cumbre para finales del próximo abril.

    "Corea del Sur y Corea del Norte han acordado celebrar la tercera cumbre coreana (de los líderes) en Panmunjom a finales de abril", dice un comunicado del principal asesor de seguridad del presidente surcoreano Chung Eui-yong.

    Añade que las dos Coreas decidieron también establecer una línea directa entre sus líderes sobre las consultas y disminución de la tensión militar.

    Los líderes además mantendrán su primera conversación telefónica antes de la cumbre.

    Las declaraciones llegan después de la visita de Chung a Pyongyang, donde se reunió con el líder norcoreano, Kim Jong-un.

    Le puede interesar: ¿De qué dispone Corea del Norte y carece el Sur?

    La delegación encabezada por Chung Eui-yong, jefe del Consejo de Seguridad Nacional surcoreano, incluyó también a Suh Hoon, jefe del Servicio de Inteligencia Nacional (NIS, por sus siglas en inglés), Chun Hae-sung, viceministro de Unificación, Yun Kun-young, funcionario de la administración presidencial, y Kim Sang-gyun, director de alto rango del NIS.

    Suh desempeñó un papel importante en la organización de dos cumbres históricas entre las dos Coreas en los años 2000 y 2007.

    Chung mantiene contactos estrechos con su colega estadounidense, Herbert McMaster.

    Tras su visita a Corea del Norte, los funcionarios surcoreanos viajarán a EEUU para anunciar a sus socios estadounidenses los resultados de la visita a Pyongyang.

    La propuesta de visitar Corea del Norte fue remitida por Kim Yo-jong, hermana menor del líder norcoreano, Kim Jong-un, durante su visita con la delegación norcoreana a los Juegos Olímpicos de Invierno celebrados del 9 al 25 de febrero en la ciudad surcoreana de Pyeonchang.

    No se lo pierda: Líder norcoreano quiere iniciar "la nueva historia de reunificación de la Patria"

    Pyongyang impulsa su programa nuclear y de misiles argumentando la amenaza estadounidense y sin que las cada vez más severas sanciones de la ONU le hagan desistir.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Una China rabiosa 'ataca' a EEUU por sus sanciones contra Corea del Norte
    Seúl llama a EEUU a rebajar las exigencias para dialogar con Pyongyang
    ¿Se prepara Corea del Norte para destruir los portaviones de EEUU?
    Corea del Norte pone a EEUU entre la espada y la pared
    Kissinger incita a un "tentador golpe nuclear" contra Corea del Norte
    Etiquetas:
    negociaciones, armas nucleares, cumbre, Corea del Norte, Corea del Sur, EEUU