En directo
    Asia y Oceanía
    URL corto
    0 03
    Síguenos en

    Antes de que Estados Unidos entre en un nuevo conflicto bélico en la península de Corea, es crucial preguntarse si esta supuesta guerra se corresponde de verdad con los intereses nacionales del país norteamericano, explica un reciente artículo de The National Interest.

    Aunque Washington no está de acuerdo con el comportamiento del líder norcoreano, Kim Jong-un, el país asiático no representa por ahora una amenaza directa para EEUU, tal y como asegura el experto Daniel Davis. Sin embargo, el presidente estadounidense, Donald Trump, sigue amenazando a Pyongyang con un ataque preventivo en caso de que Corea del Norte lleve a cabo una prueba nuclear.

    Detrás de estas declaraciones se esconde el miedo a que los norcoreanos logren desarrollar un misil intercontinental capaz de portar una ojiva nuclear hasta una ciudad estadounidense, afirma Davis.

    Cualquier ataque contra Pyongyang es un paso demasiado arriesgado, señaló el experto Doug Bandow en una entrevista con The National Interest. Seúl quiere que Washington haga algo para solucionar la crisis, pero una agresión directa no le convendría al Gobierno surcoreano, dado que la capital surcoreana está ubicada cerca de los umbrales de la maquinaria militar juche, indica.

    "Es un asunto muy serio. Si lo arreglas haces mal, de verdad habrá una guerra. No se trata de Irak, ni siquiera de Serbia. De lo que estamos hablando es de un 'cataclismo' que mataría a centenares de miles de personas", considera Bandow.

    Kim Jong-un tiene razones para pensar que, en caso de mostrar debilidad y rechazar sus ambiciones nucleares, pronto será eliminado.

    Una vez que el líder norcoreano perciba que Washington tiene la intención de realizar una ofensiva contra Pyongyang, la probabilidad de que Kim apueste por mostrar su poderío atacando a los aliados estadounidenses en la región incrementará significativamente, opina Davis.

    "Kim puede realizar una demostración de fuerza que causaría un daño enorme [contra los aliados de EEUU en la región] y luego decir que es capaz de hacer mucho más", expresó Davis en referencia a los posibles planes de Corea del Norte en caso de que se sienta arrinconada.

    Sin embargo, es poco probable que Kim decida atacar EEUU, incluso si desarrolla la capacidad de lanzar un proyectil nuclear intercontinental, señala el artículo. Washington goza de un arsenal nuclear de unas 6.800 armas, de manera que puede reducir a cenizas Corea del Norte fácilmente. Pyongyang podría responder con un solo ataque, en el mejor de los casos.

    Lea más: ¡No abran la Caja de Pandora! Seis sólidas razones para no bombardear Corea del Norte

    Kim jong-un está empeñado en hacerse con armas nucleares. Pero lo cierto es que el líder del país ya sabe cómo lidia Washington con los regímenes que no le gustan. El número de ejemplos es grande: Siria, Irak, Libia, etc.

    Etiquetas:
    guerra, ataque, EEUU, Corea del Norte
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook