En directo
    Asia y Oceanía
    URL corto
    0 010
    Síguenos en

    Los delincuentes pueden esconderse en la base militar de EEUU durante el periodo que dura la investigación mientras las pruebas están esfumándose", comentó el analista geopolítico Ryan Dawson a Sputnik, en referencia al reciente homicidio

    Dawson, quien es además un activista por los derechos humanos en Tokio, agregó que Japón hace caso omiso a las protestas a causa de la presión ejercida por EEUU. El analista explicó que los delincuentes que cometen estos actos reprobables no pueden ser entregados a las autoridades niponas hasta haber sido convocados por los altos mandos de la base.

    El politólogo se centró en las causas de la escalada de violencia cometida por varios militares norteamericanos: "La mayoría de los efectivos de la base naval de Okinawa son jóvenes impetuosos de 18 y 19 años. Viven en una cultura que no logran entender. Hay montones de alcohol y armas. Inevitablemente se meten en líos. El problema es que se encuentran bajo el paraguas estadounidense, que corre siempre un tupido velo sobre los incidentes de esta naturaleza".

    El experto relató que, a pesar de los intentos de encubrir los crímenes, muchos acaban saliendo a superficie.

    Ryan Dawson está convencido de que el número de efectivos norteamericanos en la isla no va a disminuir, porque hay "demasiada gente que hace demasiado dinero" gozando de los beneficios que obtiene Tokio a cambio de hacer la vista gorda.

    "Tokio no tiene que ver nada con eso. Las bases no están en la capital, sino en Okinawa. Tokio saca beneficios de su silencio, porque EEUU premia a la ciudad con diferentes inversiones y negocios. Pero Okinawa no goza de esos beneficios, todo se marcha a Tokio".

    El 19 de mayo, una muchacha japonesa de tan solo 20 años, Rina Shimabukuro, murió a manos de un exmilitar estadounidense, Kenneth Franklin Shinzato, que trabajaba como contratista en la base aérea de Kadena. El Ejecutivo nipón entregó una nota de protesta al embajador de EEUU por el brutal asesinato.

    Okinawa concentra un contingente de 50.000 tropas destinadas en el país asiático. Los firmes intentos de la población y del gobierno local de cerrar las bases han resultado infructuosos hasta la fecha.

    Además:

    EEUU incrementa su flota de aviones de combate en Okinawa con otros 26 cazas
    Registran en Okinawa nuevos ataques con punteros láser contra aviones de EEUU
    EEUU devolverá el 20% de las tierras ocupadas por sus bases en Okinawa
    Nuevo acuerdo sobre la base de EEUU no elimina riesgos, dice gobernador de Okinawa
    Japón reanuda las obras de la base militar en Okinawa pese a la oposición popular
    Etiquetas:
    protestas, violación sexual, homicidio, Asia-Pacífico, Okinawa, Japón, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook