19:38 GMT +316 Octubre 2018
En directo
    Bandera de la República Dominicana

    Conoce por qué hay un "cuadro deprimente" en los hospitales en República Dominicana

    CC0 / Pixabay
    América Latina
    URL corto
    111

    En los últimos seis años en República Dominicana han muerto 14.482 niños menores de cinco años por "la baja calidad de los servicios de salud", informó a Sputnik Alba Reyes, coordinadora de Alianza por el Derecho a la Salud (ADESA). El colectivo propone generar un "pacto por una reforma al modelo de salud y la seguridad social" del país.

    El país ocupa el segundo lugar con más alto índice de mortalidad infantil en el continente después de Haití. La mala atención también impacta en la mortalidad materna: sólo en 2017 fallecieron 188 parturientas por "la incapacidad del sistema de salud y de seguridad social".

    Los números "constituyen una dolorosa y vergonzosa situación para un país que se harta de decir que tiene una economía en crecimiento sostenido desde hace seis décadas", indicó ADESA en un comunicado.

    "Lo que más nos preocupa es que esos indicadores se repiten cada año y no vemos que las políticas del ministerio de Salud del Estado dominicano cambien esos indicadores", dijo la coordinadora.

    El 5 de agosto delegados de 56 organizaciones que componen ADESA realizaron la III Asamblea Nacional, donde elaboraron un plan de trabajo para que la búsqueda de soluciones sea incluída en la agenda de prioridades del país.

    "Tenemos hospitales desabastecidos, personal médico insensible frente a los problemas graves de atención que estamos atravesando en el país, […] una falta de planificación y gerencia en las autoridades evidente. Estamos ante una situación de crisis hospitalaria", concluyó Reyes.

    A su vez, señaló que  sólo el 2% del Producto Interno Bruto del país está dirigido a Salud, uno de los presupuestos "más bajos de América Latina y el Caribe". Reyes considera que así es "imposible" garantizar buenos servicios de salud a una población de más de 10 millones de habitantes.

    "Decimos que no es posible [cambiar los indicadores] si no mejoramos la calidad de la atención, si no se invierte [presupuesto], si no sensibilizamos al personal médico, si no tenemos equipos y materiales en los hospitales, no va a ser posible, sobre todo si no funciona el primer nivel de atención", aseguró.

    Reyes contó que un usuario del sistema de salud dominicano empieza su recorrido para atenderse directamente en el "segundo nivel", porque las unidades primarias de atención "no le ofrece ninguna seguridad ni garantía de un servicio de calidad", entonces "el pobre va al hospital municipal o provincial".

    "La gente no se detiene, va directo al municipio o al gran Santo Domingo a los hospitales del tercer nivel. Los hospitales de segundo y tercer nivel están abarrotado de personas que vienen de todos los puntos [del país] porque el sistema no funciona", explicó.

    Además: Conferencia de FAO busca compromisos para frenar el hambre en Latinoamérica

    Además, lo "primero que se encuentra" es un "cuadro deprimente": "Una emergencia abarrotada de personas haciendo cola para que un médico lo pueda atender". Reyes indicó que el paciente "recibe maltratos, discriminación", y que incluso los pacientes que deben hospitalizarse a veces permanecen hasta cuatro días en la sala de emergencia hasta que se desocupe una cama en una habitación donde pueda ser trasladado.

    "Imaginate lo que implica, para un paciente en condiciones críticas, tener que permanecer en una sala de emergencia donde hay situaciones muy difíciles". La coordinadora lo sabe en carne propia porque hace dos años tuvo que acompañar a su hermano y permanecer "tres días en emergencia parada, porque no había ni siquiera silla", contó.

    Reyes también señaló otro "problema grave" del sistema: es que vas a buscar una cita para una atención especial un diabético, hipertenso, una persona q necesita una atención especial, y la cita se prolongan, cuatro, cinco y seis meses esperando q te den una cita para tu poder atenderte. es deprimente lo que se vive aquí en los hospitales.

    El Pacto

    En la III Asamblea Nacional las organizaciones aprobaron un plan de acciones en un Pacto  Nacional por el Derecho a una Salud Digna, que incluyen hacer contacto con distintos sectores para convencerlos de la conveniencia de un pacto por una nueva reforma sanitaria y de la seguridad social.

    "Estamos llamando la atención de todos los actores sociales y políticos para que podamos convertirnos en un ente de presión en el país para que el gobierno nos pueda hacer caso".

    También: Latinoamérica puede protagonizar la "revolución verde" del siglo XXI

    Para ADESA la coyuntura es propicia para propiciar un pacto por la salud y lograr que el tema sea priorizado por el Estado y el resto de la sociedad.

    "Estamos a dos años de las próximas elecciones nacionales y los políticos que aspiran a cargos electivos tienen el deber se referirse a la crisis sanitaria y decir qué harían para solucionarla".

    "Las iglesias, sindicatos, empresarios serios y honestos tienen que entender que el pueblo y sus trabajadores tienen el derecho a gozar de una salud digna y de calidad sin discriminación", concluyó.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Militares vuelven a las calles en República Dominicana para combatir inseguridad
    República Dominicana, elegida miembro no permanente de Consejo de Seguridad de ONU
    Etiquetas:
    hospital, crisis, salud, Alianza por el Derecho a la Salud, República Dominicana