21:26 GMT +323 Septiembre 2017
En directo
    Bandera de Colombia

    ELN quiere asegurarse de que acuerdos con Gobierno de Colombia no se reviertan

    CC0 / Unsplash
    América Latina
    URL corto
    Angela Meléndez
    Negociaciones de paz con el ELN en Colombia (50)
    0 6910

    QUITO (Sputnik) — El jefe negociador del Ejército de Liberación Nacional (ELN), Israel Ramírez Pineda, alias "Pablo Beltrán", dijo en exclusiva a Sputnik cuál es la intención de esa guerrilla en las negociacones con las autoridades colombianas.

    El jefe negociador del Ejército de Liberación Nacional (ELN) dijo en exclusiva a Sputnik cuál es la intención de esa guerrilla en las negociacones con las autoridades colombianas.

    Según Israel Ramírez Pineda, alias "Pablo Beltrán", la intención del ELN es que los acuerdos que está negociando con el Gobierno de Colombia se consoliden con respaldo de la sociedad civil y no puedan ser revertidos por quien suceda el año próximo al actual presidente Juan Manuel

    "Hemos estudiado las dos delegaciones y tenemos el entendimiento de que si no se alcanza a terminar esta agenda, por lo menos hayamos avanzado sustancialmente para que quede muy consolidada esta mesa de conversaciones", dijo Beltrán a Sputnik en Quito, sede de los diálogos.

    Para ello es necesario contar con el respaldo de la sociedad colombiana, que debe ejercer "una presión muy fuerte para que haya continuidad del proceso de paz, o sea que se le dé continuidad a la implementación de los acuerdos de paz y que esta mesa de conversaciones tenga continuidad", insistió Beltrán.

    El jefe negociador del ELN estimó que si la sociedad ejerce tal "presión", el proceso de paz "va a ser posible, independientemente del Gobierno que llegue en agosto del 2018".

    Combatientes del ELN (archivo)
    © AFP 2017/ ELN's Portal Voces de Colombia

    Acerca del perfil que el ELN preferiría para el futuro presidente, el vocero del grupo rebelde consideró que “lo primero que necesitamos es un candidato que no incremente la polarización y el odio entre los colombianos; ese es el primer perfil, y desde ahí que se eche al hombro el proceso de paz”.

    En su opinión, esto es indispensable porque “un conflicto de más de medio siglo no se arregla con un Gobierno”, sino que se necesitan varias administraciones “que asuman la responsabilidad de que ese proceso avance” y eso “es fundamental”.

    Pero además, Beltrán valoró primordial que haya cambios en la vida social, política y económica de Colombia, “de tal manera que se cambien los factores que producen el lanzamiento armado” ya que si aquello no cambia “no habrá un resultado final de paz justa y duradera”.

    El ELN es la última guerrilla activa en Colombia y, con cerca de 2.000 integrantes en sus filas, fue durante décadas la segunda más numerosa después de las FARC (Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia), actualmente en trance de abandonar las armas y convertirse en partido político.

    Puede que “estas guerrillas dejen de existir, pero si las condiciones de desigualdad y violencia política se reproducen, van a surgir nuevas guerrillas y no estaríamos haciendo ningún proceso de paz como se quiere”, añadió el negociador del ELN.

    Sobre el proceso electoral, Beltrán dijo que las preferencias aún son inciertas, sobre todo porque las encuestas revelan que la ciudadanía tiene más preferencia por los precandidatos que se muestran contrarios a los procesos de paz.

    “En Colombia hay una ley perversa: el que más duro le pegue a la paz, el que más patee la paz, más sube en las encuestas”, dijo Beltrán al anotar que aquella “es la ley de hierro que gobierna todo el debate mediático” colombiano.

    Sin embargo, observó, aún existen sectores de la sociedad colombiana “que crecientemente  toman conciencia de la lucha por la paz” y que aspiran a que estos procesos de conversaciones y el eventual cese bilateral del fuego “ayuden a que haya menos miedo, menos temor y más garantías, y por lo tanto más participación”.

    El ELN surgió en 1964, al igual que las FARC, y si bien su ideología también es izquierdista, en ella ha jugado un papel importante la Teología de la Liberación, una corriente progresista del catolicismo latinoamericano.

    El Gobierno de Santos y el ELN iniciaron en febrero diálogos públicos y formales en la capital ecuatoriana, luego de casi cinco años de conversaciones reservadas.

    La tercera ronda de negociaciones comenzó el 24 de julio y se extenderá hasta la primera semana de septiembre.

    Tema:
    Negociaciones de paz con el ELN en Colombia (50)

    Además:

    Gobierno de Colombia: el ELN debe cesar hostilidades si quiere cese del fuego
    Gobierno de Colombia y ELN acuerdan ayuda internacional para respaldar proceso de paz
    "La paz con el ELN se puede firmar en Colombia antes de que Santos acabe su mandato"
    Etiquetas:
    negociaciones, Ejército de Liberación Nacional (ELN) de Colombia, Colombia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik