08:29 GMT +316 Diciembre 2017
En directo
    Nicolás Maduro, presidente de Venezuela

    Maduro: a Venezuela no la dirige ningún gobierno extranjero

    © REUTERS/ Miraflores Palace/Handout
    América Latina
    URL corto
    430

    CARACAS (Sputnik) — El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, repudió las declaraciones de EEUU, Brasil, Colombia y la UE acerca de la Asamblea Nacional Constituyente, cuya elección se realizará el próximo 30 de julio.

    "A Venezuela no la gobierna ningún gobierno extranjero ni hoy ni más nunca, Venezuela es un país que se manda así mismo y aquí en Venezuela mandamos los venezolanos, no manda… ni Donald Trump (presidente de EEUU), ni Juan Manuel Santos (presidente de Colombia), ni Mariano Rajoy (presidente de España), ni Michel Temer (presidente de Brasil)", expresó el mandatario.

    Maduro ofreció estas declaraciones durante un Consejo de Defensa de la nación que se realizó en el Palacio de Miraflores (sede de Gobierno) en presencia de su gabinete ejecutivo y de representantes de los cinco poderes públicos del país.

    En esta reunión, a la que aseguró fue invitada la Asamblea Nacional (parlamento unicameral) pese a encontrarse en desacato a las decisiones del Tribunal Supremo de Justicia, el jefe de Estado se refirió a las "amenazas", "injerencismo" e "intervencionismo, grosero y vulgar" que existe contra su país.

    Santos traidor

    El presidente Maduro calificó a su par Juan Manuel Santos de "traidor", luego que este lo llamara a "desmontar" la Asamblea Nacional Constituyente.

    "Juan Manuel Santos verdaderamente ya no podemos decir que es un cipayo del imperio, Juan Manuel Santos está esclavizado al imperio, está tratando de ganarse la visa gringa, después cuando sea expresidente, está haciendo un papel terrible en la historia y quedará marcado y se secará por traidor", agregó.

    En Colombia existe paz, porque en Venezuela hay revolución, expresó Maduro al recordar el apoyo que dio su país a la nación vecina para los diálogos entre el Gobierno y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

    "Santos dice opinando como si el gobernara Venezuela, y no gobierna ni Colombia, ha destrozado la vida social, política, moral, económica de Colombia", acotó el jefe de Estado y le pidió a su homólogo mantener su manos fuera de Venezuela.

    Brasil también estuvo entre los países que se pronunciaron para exigir a Venezuela que suspenda la convocatoria a constituyente, luego del plebiscito contra este proceso que realizó la oposición el 16 de julio, y en el cual aseguran que obtuvieron más de 7 millones de votos, consulta que el presidente calificó como "ilegal" y fraudulenta.

    "¿Podemos permitir los venezolanos.. que un presidente golpista (en referencia a Michel Temer), que usurpa un cargo, repudiado absolutamente… podemos permitir que ese sujeto opine o pretenda imponer criterios sobre la vida social, política, económica, institucional de nuestra Venezuela?, ¿podemos permitirlo?", cuestinó.

    En cuanto a las advertencias del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de aplicar sanciones económicas a Venezuela si avanza el proceso constituyente, el presidente reiteró que nada detendrá este proceso.

    "La propuesta del poder constituyente originario y de la Asamblea Nacional Constituyente, ya esta en manos del pueblo, y solo le pertenece al soberano pueblo de Venezuela que ejercerá su derecho al voto el próximo 30 de julio, no me pertenece ni a mi ya", expresó.

    En tal sentido, llamó a los venezolanos a no permitir que ninguna potencia extranjera intente dominarlos.

    UE a los pies de EEUU

    Maduro también criticó la postura de la alta representante para la política exterior de la Unión Europea, Federica Mogherini, quien lo llamó a suspender la Constituyente y le recordó la posibilidad de establecer sanciones en su contra en el caso de que siga insistiendo en permanecer al margen de la Constitución.

    "Esta declaración de Federica Mogherini ha caído en su política hacia Venezuela y hacia América Latina, rendida en la lona a los intereses, designios y mandatos que salen del departamento de Estado y de Washington, esa es la gran verdad", manifestó.

    El mandatario venezolano ironizó al decir que si la Casa Blanca lo considerara un presidente "bueno", todos visitarían Venezuela para retratarse a su lado, pero como "en Washington dicen Maduro es un rebelde hay que castigarlo, a Venezuela hay que castigarla porque es bolivariana y sale la Unión Europea: 'amén', 'amén", añadió.

    Venezuela atraviesa desde hace tres meses una de las mayores crisis políticas de los últimos cuatro años.

    Las manifestaciones contra el Gobierno han dejado 96 muertos y más de 1.400 heridos entre los que se encuentran opositores, oficialistas, funcionarios de seguridad y transeúntes.

    El jefe de Estado convocó la Asamblea Nacional Constituyente como una vía de diálogo nacional, luego que la oposición se negara a retomar alguna otra vía de conversaciones.

    Sin embargo, desde que se llamó a este proceso la oposición ha intensificado sus manifestaciones e incluso a finales de mes de junio llamó a la desobediencia civil, un plan al que también ha dado apoyo la fiscal general de Venezuela, Luisa Ortega, quien hasta el pasado 31 de marzo fue considerada una figura cercana a la revolución bolivariana.

    Además:

    Dos legisladoras bolivianas comentan presiones de EEUU y la UE contra Venezuela
    Éxito del ensayo electoral de la Constituyente en Venezuela
    Canciller de Venezuela critica cobertura mediática de simulacro de la Constituyente
    Etiquetas:
    Nicolás Maduro, Colombia, Venezuela, EEUU, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik