En directo
    América del Norte
    URL corto
    El coronavirus en Estados Unidos (251)
    0 121
    Síguenos en

    Entre la Casa Blanca y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EEUU hay ciertas divergencias ante la pandemia del COVID-19. Los analistas estadounidenses explican las causas del conflicto y arrojan luz sobre el juego político de Deborah Birx, médica y diplomática estadounidense.

    Mientras que en el círculo de Trump, llaman cada vez más a recuperar la economía de EEUU, el CDC y el Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas (NIAID), advierten del peligro de abrir el país demasiado rápido.

    Birx: ¿mediadora o nueva figura política en la Casa Blanca?

    La médica Deborah Birx afirma que la OMS sobrestima las muertes y enfermedades en un 25%. También asegura que "no hay nada de lo que pueda fiarse en el CDC", según el Washington Post. De acuerdo con la también diplomática, el CDC está distorsionando e inflando las estadísticas del COVID-19.

    "El papel de la Dra. Birx ha sido muy cuestionable en las primeras etapas, pero parece más responsable recientemente", comentó el profesor emérito de la Universidad de Minnesota, James Fetzer.

    No obstante, el periodista y escritor estadounidense Daniel Lazare opinó que Birx busca influir en Donald Trump.

    "Deborah Birx puede pensar que es capaz de controlar a Trump. Pero puede hacerlo solo diciéndole lo que quiere oír".

    Según Lazare, Birx a veces tergiversa la realidad en un claro intento de tranquilizar al presidente.

    "En una conferencia de prensa del 28 de marzo, dijo que un número extremadamente bajo de casos de COVID se reportó en casi el 40% del territorio del país, sin mencionar el hecho de que se trata de zonas rurales, donde vive solo el 7,2% de la población de EEUU", observó.

    Birx simplemente está "tratando de balancear entre el deseo de la Administración Trump de abrir rápidamente el país y los hechos científicos fundamentales", señaló a su vez Caleb Maupin, escritor, periodista y analista político.

    Los intereses políticos y la ciencia

    El CDC, al igual que otros organismos de sanidad, es víctima de una creciente presión en algunas partes de Estados Unidos, dijo Maupin.

    "Es un debilitamiento de la comunidad médica en un momento cuando necesita apoyo", dijo el periodista.

    El analista notó que "la ciencia siempre está influenciada por la sociedad que la crea" y que "los intereses políticos que financian la investigación prefieren un resultado a otro".

    El problema de levantar el régimen de aislamiento también se ha convertido en una plataforma para los intereses de diversos círculos empresariales, ya que algunas empresas, como Walmart y Amazon, se benefician del régimen de aislamiento, mientras que el sector real quiere reabrir.

    "Una parte de la élite estadounidense quiere que la ciencia diga que podemos abrirnos ahora, mientras que otra parte de la élite estadounidense quiere que la ciencia diga que debemos estar cerrados el mayor tiempo posible", explicó Maupin y agregó que la llamada élite "paga a los científicos para que digan lo que quieran".

    Nueva manifestación del caos

    Según Daniel Lazare, "la tensión entre la Casa Blanca y el CDC es la última manifestación del caos que ha prevalecido desde que el virus apareció por primera vez en Estados Unidos a finales de enero".

    El conflicto entre la Casa Blanca y la comunidad científica del país no hace sino agravar el problema, señaló a su vez la profesora Kelley Lee.

    "Los países que responden con mayor eficacia durante esta pandemia son aquellos donde los funcionarios de salud pública y los dirigentes políticos trabajan juntos y donde se permite a los expertos en salud pública definir medidas políticas".

    Lee observó que la situación en Estados Unidos es contraria. La Administración Trump "a menudo ignora el consejo de los expertos científicos y da prioridad a los intereses políticos y económicos", dijo.

    Tema:
    El coronavirus en Estados Unidos (251)
    Etiquetas:
    Donald Trump, Centro de Control de Enfermedades (CDC), coronavirus, COVID-19, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook