En directo
    América del Norte
    URL corto
    2681
    Síguenos en

    El presidente de EEUU, Donald Trump, ratificó el 20 de diciembre la ley de Autorización de Defensa Nacional —NDAA, por sus siglas en inglés—, que incluye, entre otras cosas, sanciones contra Turquía y Siria, así como contra los gasoductos Nord Stream 2 y Turk Stream.

    Para el profesor Mehmet Seyfettin Erol, director del Centro de Investigación Política y de Crisis en Ankara (ANKASAM), Estados Unidos está intentando, a través de sanciones, imponer medidas unilaterales en las relaciones bilaterales con Turquía.

    "La política de Turquía en Oriente Medio —centrada en Siria— hacia el Mediterráneo oriental y el norte de África, y también la cooperación bilateral y regional que desarrolla en este contexto, se perciben como una amenaza para el proyecto de Estados Unidos del 'Gran Oriente Medio'. EEUU quiere castigar a Turquía por su política que destruye sus planes", apuntó el experto.

    De acuerdo con Erol, Estados Unidos se vuelve más ambicioso y agresivo a medida que pierde su posición de líder. Para el experto, las decisiones de imponer sanciones son una señal del fracaso de Washington y terminan llevando a los países sancionados a crear nuevas alianzas.

    "Estados Unidos comienza a perder la capacidad de pensar racionalmente. Son ellos quienes llevan a otros países a crear alianzas y así crear los requisitos necesarios para que el efecto de las sanciones sea mínimo. Las recientes decisiones de sanciones sugieren que Estados Unidos está muy lejos de comprender las realidades del nuevo mundo y Turquía", subrayó Erol.

    Según el experto, las medidas adoptadas por EEUU empujan a Turquía a tomar nuevas decisiones radicales y "obviamente, no conducirán a relaciones aliadas más estrechas y unilaterales" con el país norteamericano. Más bien, por el contrario, si Turquía considera que estas decisiones de la Administración estadounidense son el resultado de una actitud hostil, indicará su posición de acuerdo con esto.

    "Los esfuerzos de Estados Unidos para poner a Turquía a su lado podrían conducir a la creación de una alianza de fuerzas completamente nueva. Por lo tanto, si hay un país que debe hacer una elección, es Estados Unidos. EEUU necesita comprender las realidades del nuevo mundo y Turquía y comenzar a buscar un consenso en temas de relaciones bilaterales, o enfrentará la dura realidad de 'Estados Unidos sin Turquía'", concluyó Erol.
    Etiquetas:
    Turk Stream, sanciones, Turquía, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook