Widgets Magazine
En directo
    El presidente de EEUU, Donald Trump

    Trump causa polémica en el Día de la Independencia de EEUU con su desfile militar

    © AP Photo / Andrew Harnik
    América del Norte
    URL corto
    51122

    Tras dos años de lucha, el presidente estadounidense logró organizar un desfile militar en Washington para celebrar el Día de la Independencia de EEUU y romper así con las ya establecidas tradiciones. Pero incluso este desfile no se salvó de un escándalo.

    El largo camino hacía el desfile militar

    Las ansias de Donald Trump por llevar a cabo un desfile militar comenzaron incluso antes de jurar como presidente de EEUU. De hecho, su comité inaugural consideró esta idea, pero después la rechazó.

    A pesar de ello, días antes de prestar su juramento como presidente del país norteamericano, Donald Trump le dijo a una reportera de The Washington Post que sí habría un desfile militar.

    Su idea de organizar un desfile militar se vio reanimada en el 2017 durante su encuentro con el presidente de Francia, Emmanuel Macron, con quién asistió al desfile para celebrar el Día Nacional de Francia.

    Así, Donald Trump dijo que en EEUU también se llevaría a cabo un desfile el 4 de julio del 2017. Al no poder hacerlo, un años más tarde también emprendió un intento en el Día de los Veteranos, celebrado el 11 de noviembre en EEUU. En esta ocasión tampoco hubo desfile.

    El presidente de EEUU culpó a las autoridades locales de Washington de estos intentos fallidos acusándolas de ser incompetentes. No obstante, la alcaldesa del Distrito de Columbia, Muriel Bowser, no escatimó en su respuesta a Donald Trump.

    "Sí, soy Muriel Bowser, la alcaldesa de Washington DC, la política local que logró llegar hasta la estrella de televisión en la Casa Blanca con la cruda realidad ($21,6 millones) que suponen los desfiles/eventos/demostraciones en la América de Trump (que triste)", dijo la política.

    ¿Un desfile militar o decepción nacional?

    Aparentemente, el 4 de julio del 2019 será especial para el presidente estadounidense, puesto que durante las celebraciones sí habrá un desfile militar en la capital del país.

    Sin embargo, algunos medios del país norteamericano no se tomaron nada bien la idea de un desfile militar en un día como este y que se rompan las tradiciones.

    Así, en su artículo titulado "Los Padres Fundadores estarían avergonzados por el 4 de Julio militarista y egocéntrico de Donald Trump", la columnista Patti Davis destaca que el mandatario logró "secuestrar la única fiesta que era puramente patriótica".

    ¿Para quién en realidad es el desfile?

    Aparte del propio hecho de que se celebrará un desfile militar el 4 de julio, también está la cuestión de su ejecución. Así, el medio USA Today señala que al igual que lo hizo en otras ocasiones, el presidente Trump está politizando la fiesta nacional.

    En particular, el medio destaca que el Comité Nacional Republicano está a cargo del reparto de algunas de las entradas al evento. Además, varios senadores demócratas afirmaron que, en esencia, Donald Trump está convirtiendo la celebración en parte de su campaña electoral pagada por los ciudadanos.

    También surgen preguntas en cuanto al formato del evento. Algunos medios señalaron el mal estado de alguna de la maquinaria que se trajo para participar en el desfile militar, aunque el presidente haya afirmado que se mostrarían las armas más avanzadas de EEUU.  

    Uno de los transportes blindados Bradley traídos para la celebración del 4 de julio
    © AP Photo / Andrew Harnik
    Uno de los transportes blindados Bradley traídos para la celebración del 4 de julio

    Un ejemplo de ello son los transportes blindados Bradley, que presentan señales de corrosión, no están debidamente pintados y llevan unos cañones desmontados, informa el corresponsal de Sputnik en Washington.

    En total el desfile contará con seis vehículos, entre los cuales también estarán los tanques Abrams y los todoterrenos blindados Hummer.

    Luego están los costes del evento: en esta ocasión el coste declarado es de menos de un millón de dólares, pero ello no incluye las pérdidas que sufrieron las aerolíneas al tener que modificar las rutas de cientos de vuelos por la clausura temporal del aeropuerto de Washington.

    La propia manera de celebrar el evento también deja mucho que desear. Según informa el corresponsal de Sputnik en EEUU, los transportes blindados Bradley se usarán como decoración al lado de la escena donde leerá su discurso el presidente Trump.

    Con ello, a diferencia de otros años, los ciudadanos presentes en el National Mall —la avenida que une la Casa Blanca con el Capitolio— no podrán ver al presidente, puesto que entre ellos y su escena habrá tres pantallas gigantes donde se retransmitirá su imagen.

    Asimismo, la procesión de la orquesta militar y la guardia solemne tendrá lugar en el espacio entre la escena y las pantallas, razón por la cual tampoco será visible para los espectadores.

    Etiquetas:
    desfile militar, Donald Trump
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik