Widgets Magazine
05:54 GMT +321 Septiembre 2019
En directo
    Militares mexicanos (Archivo)

    Recursos de Fuerzas Armadas en México irán a seguridad pública

    © AFP 2019 / Yuri CORTEZ
    América del Norte
    URL corto
    120
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — La nueva estrategia contra la violencia delincuencial en México, que ha alcanzado elevados niveles históricos, contempla reorientar los recursos de las Fuerzas Armadas contra el crimen, dijo en el Senado el secretario federal de Seguridad Pública y Protección Ciudadana, Alfonso Durazo.

    "La estrategia contempla repensar la seguridad nacional y reorientar parcialmente los recursos de diverso tipo, ahora destinados a las Fuerzas Armadas, para destinarlos prioritariamente a la seguridad pública", dijo Durazo ante el pleno de la Cámara Alta.

    Una reciente reforma constitucional autoriza los despliegues militares hasta 2023, un año antes de que finalice el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador.

    "Sin abandonar sus misiones constitucionales, las Fuerzas Armadas participan en la formación, estructuración y capacitación de la Guardia Nacional, la cual brindará seguridad en su primer año a 150 regiones del país", de las 266 totales que se crearán, dijo el alto cargo federal.

    Durazo destacó que durante su gestión "se utilizará la inteligencia financiera para combatir los recursos de las organizaciones criminales".

    El integrante del gabinete de Seguridad Nacional celebró una reforma constitucional, alcanzada por unanimidad en el Senado, que "resolvió el vacío legal" para autorizar las acciones militares en seguridad pública.

    Desde hace 12 años, las Fuerzas Armadas encabezan la guerra frontal contra el crimen organizado, muy cuestionada por organismos defensores de derechos humanos nacionales e internacionales.

    Esa reforma "resolvió la carencia de una institución policial profesional y capaz de afrontar el desafío de la inseguridad y la violencia", argumentó Durazo ante los legisladores.

    La nueva corporación comenzará con 82.000 efectivos a mediados de 2019, con apoyo de policías militares, navales y federales.

    Sin embargo, el reclutamiento permitirá contar con 250.000 guardias nacionales en 2023, un año antes de que concluya la presente administración federal.

    Primeros resultados en seis meses

    El titular de Seguridad Pública plantea la meta de "lograr un punto de inflexión en la tendencia de la criminalidad en los primeros seis meses de su aplicación".

    El Gobierno espera alcanzar "niveles razonables de paz y tranquilidad en los primeros tres años (2021) y aprovechar los tres años restantes del sexenio para consolidar los resultados y entregar el 2024 un país estable y en paz".

    Sin embargo, en la sesión de preguntas, aclaró que "sería irresponsable asumir que en seis meses va a cesar la violencia porque es un problema estructural, crónico, histórico, tenemos que asumirlo con una perspectiva a mediano plazo".

    El pasado 22 de abril, el presidente López Obrador pidió seis meses para mostrar resultados de la estrategia de seguridad.

    La guerra frontal de la Fuerzas Armadas contra el crimen organizado ha costado más de 252.500 vidas desde 2006 a la fecha, más de 40.000 desaparecidos, 26.000 cuerpos sin identificar, y 1.100 fosas clandestinas.

    Más aquí: Violencia en México causa más de 8,7 millones de desplazados internos

    En los primeros cuatro meses del mandato de López Obrador se han registrado 11.372 asesinatos en todo el país, la cifra más alta desde que comenzaron los registros de homicidios dolosos en 1997, informó esta semana el secretariado ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública.

    Etiquetas:
    fuerzas armadas, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik