08:56 GMT +325 Septiembre 2018
En directo
    Una persona delante del ataúd del senador John McCain

    La muerte de McCain cambia la situación política en EEUU

    © REUTERS / Pool
    América del Norte
    URL corto
    7157

    El 25 de agosto en EEUU murió el republicano John McCain, héroe de guerra y senador con 30 años de experiencia. La muerte no fue inesperada. Sin embargo, la reacción de Donald Trump al fallecimiento del legislador podría afectar a las elecciones legislativas, opinan los analistas.

    El jefe de Estado no emitió ninguna declaración especial al respecto, sino que se limitó a un breve tuit para expresar "condolencias y respeto a la familia" del legislador.

    La falta de palabras emotivas del presidente estadounidense, probablemente, se debe al hecho de que, a pesar de la pertenencia al mismo partido, Trump y McCain a menudo no coincidían en sus puntos de vista sobre importantes cuestiones de política interior y exterior de EEUU, como las relaciones de Washington con Rusia —McCain fue uno de los principales políticos estadounidenses opositores al Kremlin—, o la solución del problema de los inmigrantes ilegales, señala Kiril Senin, columnista del diario ruso Izvestia.

    El conflicto entre Trump y McCain "en muchas dimensiones simboliza la división" dentro del partido gobernante, que se divide en republicanos tradicionales, como McCain, y partidarios del enfoque del presidente de 'EEUU primero', observa el diario estadounidense The Wall Street Journal.

    "Aunque McCain ya no está aquí, algunos especialistas en estrategias republicanas están seguros de que su visión de la política republicana y el enfoque bipartito continuarán", escribe WSJ. "Pronostican que la batalla por la imagen del Gran Partido Viejo se mantendrá después de que Trump deje el cargo de presidente".

    La muerte de McCain y la reacción negativa del público —potenciales votantes tanto republicanos como demócratas— que recibió Trump por sus torpes acciones en esta situación, pueden volverse en contra del partido gobernante en los próximos meses, opina Kiril Senin. En noviembre, EEUU celebrará elecciones parlamentarias interinas, se reelige toda la Cámara de Representantes y un tercio del Senado.

    Trump iba a ayudar activamente a los demás miembros del partido para fortalecer su control sobre la Сámara Baja y el Senado.

    Al estudiar las estimaciones de analistas y sociólogos, el canal CNBC afirmó que los demócratas tienen buenas posibilidades de obtener el control de la Cámara de Representantes tras las elecciones del 6 de noviembre. Para lograrlo, necesitan quitarles a los republicanos al menos 23 mandatos.

    Además: ¿Está el 'impeachment' de Trump a la vuelta de la esquina?

    En cuanto al Senado, los demócratas no tienen oportunidad de conseguir una mayoría. Por lo tanto, centrarán sus recursos en lograr los máximos resultados en la lucha por los escaños en la Cámara Baja del Congreso. Les hace el juego un nivel bajo de aprobación del presidente Trump. Cuántos puntos políticos —tanto suyos, como del partido— perdió el presidente en su actitud hacia la muerte del Senador McCain, seguramente, los contarán en las próximas semanas, concluye Senin.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    demócratas, republicanos, muerte, cambio, partido, política, elecciones, Cámara de Representantes de EEUU, Senado (EEUU), Donald Trump, John McCain, EEUU