00:24 GMT +311 Diciembre 2019
En directo
    El portaviones estadounidense USS Ronald Reagan en las aguas de la península de Corea

    Los grupos de ataque de portaviones: el arma y el músculo geopolítico de EEUU

    © REUTERS / Mass Communication Specialist 3rd Class MacAdam Kane Weissman/U.S. Navy/Handout
    América del Norte
    URL corto
    127
    Síguenos en

    Portaviones nucleares, cruceros de misiles, destructores, submarinos, aviones militares y varios miles de marineros participarán en unos ejercicios conjuntos de tres grupos de ataque de la Armada de EEUU entre los días 11 y 14 de noviembre en aguas internacionales del Pacífico Occidental.

    El objetivo principal de estas maniobras —las mayores en los últimos 10 años— es llevar a cabo una ofensiva contra un enemigo virtual y mostrar al mundo —en particular, a Corea del Norte— la "voluntad de hierro" de la Flota del Pacífico estadounidense, anunció el comandante de la flota, el almirante Scott Swift.

    Sputnik te explica qué son los denominados grupos de ataque de portaviones de la Armada de EEUU y cuál es su potencial.

    Los portaviones nucleares USS Ronald Reagan, USS Nimitz y USS Theodore Roosevelt son los buques insignia de los grupos 5, 11 y 12, respectivamente.

    Según declaró a Sputnik el excomandante de la Flota del Báltico, el almirante Vladímir Valúev, la concentración de estos grupos cerca de la península Coreana implica que la Armada de EEUU podría estar lista para llevar a cabo acciones militares contra Pyongyang. La última vez que se realizó un ejercicio militar de tal envergadura fue entre los años 2006 y 2007, cerca de la isla de Guam.

    Le puede interesar: La 'misión secreta' de los submarinos estadounidenses en las aguas de Corea

    De acuerdo con un informe del Instituto Internacional de Investigaciones Estratégicas (IISS, por sus siglas en inglés) titulado 'El equilibrio militar 2017' cada portaviones de la clase Nimitz porta 55 cazabombarderos F/A-18 Hornet, 4 aeronaves de lucha radioelectrónica EA-18F Growler EW, 4 aviones de alerta temprana aerotransportada E-2C/D Hawkeye y 5 helicópteros de rescate H-60 Seahawk.

    Democracia a domicilio

    Desde la década de los 60, los portaviones se han convertido en la principal herramienta disuasoria y política de EEUU. Con la ayuda de estos 'monstruos nucleares', Washington consiguió derrocar varios gobiernos 'traviesos' y sustituirlos por regímenes más 'flexibles'. El núcleo de los grupos de ataque estadounidenses lo forman los cazas polivalentes F/A-18 Hornet. Cada una de estas aeronaves puede cargar 8 toneladas y tiene un alcance de más de 700 kilómetros. Este es el principal avión militar de la Armada y del Cuerpo de Marines de EEUU.

    En comparación, el único portaviones ruso, el Almirante Kuznetsov, así como otros buques del mismo proyecto, fueron diseñados para tomar parte en misiones defensivas y no ofensivas. El Almirante Kuznetsov está destinado a cubrir la zona marítima de la defensa antimisiles con sus cazas y a ayudar a los helicópteros militares a realizar ataques contra submarinos enemigos. Asimismo, está equipado con misiles Granit.

    El séquito mortal

    Los portaviones estadounidenses nunca combaten por su cuenta. En realidad, no son capaces de hacerlo, puesto que su armamento defensivo solo consiste de 3 sistemas de defensa antiaérea Sea Sparrow, 4 sistemas de armamento de proximidad de 20 milímetros Vulcan Phalanx y 2 tubos de torpedos triples de 324 milímetros.

    De este modo, cada grupo de ataque está formado por una decena de buques y siempre cuenta con dos o tres cruceros equipados con misiles guiados —como los de la clase Ticonderoga—, dos o tres destructores Arleigh Burke, varias fragatas de misiles guiados, un par de submarinos nucleares polivalentes y buques de abastecimiento. El principal objetivo de esta flotilla es proteger el buque insignia con una 'campana de cristal' proporcionada por el sistema de defensa antimisiles, así como protegerlo de un ataque submarino mientras los destructores 'escuchan el mar'.

    Gracias al sistema de lanzamiento vertical Mk.41, los cruceros y destructores estadounidenses no solo son capaces de proteger desde el aire el grupo de ataque, sino que también pueden atacar objetivos costeros con misiles de crucero Tomahawk y destruir submarinos con misiles ASROC. Cada crucero dispone de dos Mk.41 con capacidad para 122 misiles, mientras que cada destructor está equipado con dos sistemas de 96 proyectiles en total. Estos mecanismos son capaces de lanzar un misil por segundo. Además, están equipados con cañones Mk.45 de 127 milímetros —que tienen un alcance de hasta 15 kilómetros—, lanzadoras de torpedos y cañones antiaéreos.

    Todos los buques están equipados con los sistemas Aegis, mientras que la tercera parte de las naves está integrada en el sistema común de defensa antimisiles.

    La proyección de poder

    El objetivo principal de los grupos de ataque de portaviones estadounidenses es golpear la infraestructura costera enemiga a una distancia de hasta 1.600 kilómetros. La mayor ventaja de esta escuadra es su invisibilidad y rapidez. Es capaz de recorrer una distancia de hasta 1.500 kilómetros para perpetrar ataques.

    Le puede interesar: "Es un desastre total": el nuevo portaviones de EEUU tiene serios problemas (vídeo)

    Al llegar a las costas del adversario, los cruceros y destructores atacan los objetivos estratégicos y los centros de mando con un ataque masivo de misiles de crucero. Además de los buques, EEUU también utiliza vehículos no tripulados. Luego, los aviones de asalto y las aeronaves de lucha radioelectrónica neutralizan el sistema de defensa antimisiles del enemigo. Entonces, los cazas polivalentes F/A-18 Hornet llevan a cabo ataques con bombas y misiles y abren el camino a las unidades de desembarco marítimo. Las tres etapas del ataque tienen lugar con un intervalo de entre 10 y 20 minutos. Las acciones de la aviación son vigiladas por sistemas de alerta temprana y de control aerotransportado.

    La enorme flota de buques de desembarco permite a EEUU llevar a cabo operaciones anfibias a gran escala. Los efectivos de infantería estadounidenses cuentan con tanques, vehículos blindados, piezas de artillería, lanzacohetes múltiples y sistemas de misiles antiaéreos y antitanque.

    Pese a que algunos expertos califican los portaviones como un armamento que solo puede ser utilizado en guerras contra rivales débiles, en realidad, son una fuerza poderosa, capaz de dañar, si no destruir, las infraestructuras de cualquier Estado, incluso de los que tienen ejércitos potentes. En este sentido, los objetivos más vulnerables para los grupos de ataque estadounidenses son los países costeros o insulares.

    Según concluyó Valúev, de este modo, EEUU es capaz de combatir eficazmente a Corea del Norte, que no cuenta con "misiles de crucero o submarinos nucleares". 

    Le puede interesar: Maniobras de EEUU y Corea del Sur agravan la situación en península coreana

    Además:

    Corea del Norte insta a EEUU y Corea del Sur a cesar sus maniobras militares
    ¿Para qué construye China el Ejército más potente del mundo?
    EEUU envía un portaviones y un submarino atómico a la península de Corea
    Etiquetas:
    portaaviones, ensayo, maniobras, Theodore Roosevelt (portaviones), USS Nimitz, Ronald Reagan (portaviones), Armada de EEUU, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik