En directo
    América del Norte
    URL corto
    0 232
    Síguenos en

    Los países miembros de la OTAN han intensificado su presencia militar cerca de las fronteras rusas en lo que se puede calificar como "la crisis de los misiles al revés", opinó la periodista Christine Bierre, redactora jefa del diario galo Nouvelle Solidarité.

    "En un ambiente de tensión y de falta completa de diálogo entre EEUU y Rusia, un incidente, por minúsculo que fuera, podría causar una guerra", advirtió la periodista, en la página 'Solidarité et Progrès'.

    La mayor provocación que se ha producido recientemente fueron los ensayos militares Anaconda 16, organizados por Polonia e integrados por 24 países con 31.000 militares —la mayor simulación de combate desde la disolución de la Organización del Tratado de Varsovia en 1991—, escribió Bierre.

    Además, se llevaron a cabo las operaciones Baltops 16, en el mar Báltico, y Saber Strike 16, implementadas en tres repúblicas bálticas, así como Swift Response, con participación de Alemania y Polonia. En total, unos 60.000 militares de la Alianza Atlántica participaron recientemente en cuatro maniobras cerca de la frontera rusa, agregó la redactora jefa francesa.

    Escalada gradual

    Las maniobras coinciden con varios incidentes protagonizados por los buques de guerra estadounidenses en el mar Báltico y el mar Negro. En ambos casos, los cazas rusos demostraron a los 'huéspedes' que su presencia era indeseada, a lo que EEUU respondió con el despliegue de más naves militares, incluidos dos portaviones, para "demostrar sus capacidades" a Rusia, prosigue el artículo.

    Las tensiones preceden a la próxima cumbre de la OTAN en Varsovia, que prevé finalizar los pormenores sobre el despliegue de las fuerzas militares adicionales de la Alianza en los países Bálticos, Rumanía y Polonia.

    Rusia toma medidas de respuesta a la retórica "enloquecida" de EEUU. Además de fortalecer su frontera occidental, el país eslavo desarrolla los misiles intercontinentales RS-28 Sarmat, destinados a superar cualquier sistema de defensa antimisiles que EEUU instale en Europa, recordó Bierre.

    Lea más: OTAN incrementa su presencia en Europa

    ¿Al borde de la Tercera Guerra Mundial?

    Esta escalada del conflicto ya está inquietando hasta a los propios miembros de la OTAN. El 19 de junio, el ministro de Exteriores de Alemania, Frank-Walter Steinmeier, declaró que "los ensayos militares destinados a coordinar la respuesta a la 'agresión rusa' son contraproducentes y peligrosos", y aseveró que "no hay que empeorar la situación con la retórica belicista". Bruselas también busca mejorar el diálogo con Rusia, explicó Bierre.

    Por otro lado,  Polonia —el anfitrión de la próxima cumbre de la OTAN— asumió una postura "abiertamente provocadora", llamando a la Alianza a que siga fortaleciéndose en las fronteras orientales del bloque, siguiendo los consejos del Reino Unido y el Pentágono. Así, la reunión del ente está "políticamente envenenada" de antemano, lamentó la periodista.

    En otras partes del mundo, como en Asia Suroriental, EEUU también busca imponer su presencia. Además de los componentes del escudo antimisiles que EEUU contempla desplegar en Corea del Sur y otros países de la región, se estudia la posibilidad de desplegar armas nucleares en la región, según Bierre.

    Además:

    Putin: Es la OTAN la que se acerca a Rusia y no al revés
    Rusia vs. OTAN: una guerra sin mucho sentido
    General británico alerta sobre una posible guerra nuclear con Rusia
    Etiquetas:
    Saber Strike 2016, OTAN, Christine Bierre, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook