En directo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — El ministro de Salud de Paraguay, Julio Mazzoleni, dijo que no han visto cambios en la situación sanitaria por el COVID-19 en el departamento de Alto Paraná (sureste) tras la apertura de la frontera con la ciudad brasileña de Foz de Iguazú (suroeste).

    "A la fecha, aunque hay que guardar cautela, tenemos poco más de dos semanas de reapertura, no tenemos ningún cambio en la zona de Alto Paraná, que luce un número de casos muy bajo, prácticamente su contribución país es marginal", indicó Mazzoleni en rueda de prensa.

    Agregó que las camas de terapia intensiva en esa zona del país "están en un uso de alrededor de 50 por ciento y una gran parte de esas camas están ocupadas por pacientes provenientes de otros departamentos".

    No obstante, dijo que "hay que tener cautela porque estos cambios se empiezan a ver a partir de las tres semanas y pueden observarse más tarde los efectos de una determinada medida".

    Sin embargo, afirmó que ve "con mucho optimismo que en los establecimientos comerciales hay un respeto a las medidas de protocolos".

    El 14 de octubre Paraguay abrió sus tres pasos fronterizos con Brasil, tras permanecer cerrados desde marzo para evitar contagios de COVID-19, lo que había repercutido fuertemente en la economía de la zona.

    Un descenso de fallecidos

    Mazzoleni informó también que Paraguay está experimentando un marcado descenso de fallecidos y de casos de COVID-19.

    "La duplicación de fallecimientos se da ahora cada 43 días y en algún momento de agosto, principios de septiembre, eso era cada 15 días", ejemplificó el secretario de Estado sobre el descenso de los muertos a causa de la enfermedad respiratoria.

    Agregó que el número de casos se duplica en este momento cada 47 días, mientras que en la época donde se presentó el mayor número, sucedía cada 15 días. "

    Sobre la reactivación de actividades, el ministro afirmó que "lo del público en el fútbol puede ser que se dé si los números se sostienen".

    Desde el 7 de marzo, cuando comenzó la enfermedad en el país, se han infectado hasta ahora 62.050 personas y han fallecido 1.373 a causa de la pandemia de COVID-19, informó el 29 de octubre el Ministerio de Salud.

    Mientras que en Brasil se han contagiado 5.494.376 por el nuevo coronavirus y fallecieron 158.969, según las últimas cifras, difundidas por el Ministerio de Salud el 30 de octubre.

    Etiquetas:
    Brasil, fronteras, Paraguay, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook