En directo
    América Latina
    URL corto
    0 30
    Síguenos en

    La polémica se desató en Brasil después de que la vísper el senador Chico Rodrigues (Demócratas), viceportavoz del Gobierno de Jair Bolsonaro en el Senado, fuera detenido en una operación anticorrupción de la Policía con dinero escondido en su ropa interior.

    "Tengo un pasado limpio y una vida decente, nunca estuve involucrado en escándalos de ningún tipo", expresó el 15 de octubre el senador en una nota para defenderse, negando las acusaciones de corrupción, según recoge el diario O Globo.

    La noche del miércoles 14, agentes de la Policía Federal registraron el domicilio del legislador, en Roraima (norte), y encontraron casi 30.000 reales (más de 5.300 dólares) en efectivo.

    Según informaciones de la prensa local, parte del dinero estaba escondido en sus calzoncillos e incluso entre sus nalgas; la Policía Federal habría registrado en fotos y videos el momento de esa aprehensión.

    La operación fue autorizada por el Tribunal Supremo Federal para investigar desvíos millonarios en recursos para el combate a la pandemia en la Secretaría de Salud de Roraima (norte), el estado por el que Rodrigues es senador.

    La operación contra el aliado de Bolsonaro se produce pocos días después de que el presidente proclamara que había acabado con la Operación Lava Jato porque en su Gobierno no existe corrupción.

    Bolsonaro niega vínculo con Chico Rodrigues

    A su vez, el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, negó tener una relación de amistad con Chico Rodrigues, que es investigado por un fraude en una partida presupuestaria dirigida a combatir el COVID-19.

    "La operación de ayer [el 14 de octubre] es un factor de orgullo para mi Gobierno, para mi ministro Wagner Rosário [de la Contraloría General de la Unión] y para mi Policía Federal, y no eso que la prensa está diciendo ahora, que tengo relación con esa corrupción", dijo Bolsonaro en un video colgado en sus redes sociales.

    El mandatario lamentó que "parte de la prensa" lo acuse de ser "amigo" de Rodrigues y de haberle nombrado vicelíder del Gobierno en el Senado en marzo del año pasado, cuando el propio senador dijo que fue Bolsonaro quien personalmente lo eligió para el cargo.

    A pesar de que el presidente intentó distanciarse de Rodrigues, lo cierto es que los dos mantenían encuentros frecuentes; el año pasado el senador incluso formó parte de la comitiva presidencial que viajó a Israel.

    Bolsonaro quiso desmarcarse del caso subrayando que el senador no forma parte de su Gobierno.

    "Llevan casi dos años sin oír hablar de corrupción en mi Gobierno; mi Gobierno son los ministros, las empresas estatales y los bancos oficiales, ese es mi Gobierno", zanjó en el mensaje a sus seguidores.
    Etiquetas:
    anticorrupción, operación, Jair Bolsonaro, corrupción, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook