En directo
    América Latina
    URL corto
    0 01
    Síguenos en

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — La Policía Federal, el Ministerio Público Federal y la Controlaloría General de la Unión lanzaron una operación conjunta para investigar delitos de corrupción cometidos por la cúpula del Gobierno de Amazonas (norte), que habría desviado dinero público aprovechando la pandemia del coronavirus.

    En un comunicado, el Ministerio Público Federal informó que esta es la segunda fase de la Operación Sangría, que tiene como objetivo "profundizar en las investigaciones sobre una organización criminal instalada en el Gobierno de Amazonas con el objetivo de desviar recursos públicos destinados a atender las necesidades de la pandemia".

    Están siendo investigadas cinco personas, entre ellas el vicegobernador, Carlos Alberto, y el "hombre de confianza" del gobernador Wilson Lima, que habría sido nombrado por el gobernador para "intermediar las adquisiciones fraudulentas de respiradores".

    Según la investigación, el gobernador de Amazonas ejercía "dominio completo" en la compra de estos equipamientos y en general en todas las acciones del gobierno regional destinadas a la pandemia, donde se practicaban los actos ilícitos.

    Por el momento, los investigadores ya llegaron a la conclusión de que la compra fraudulenta de 28 respiradores para pacientes de COVID-19 habría movido 2,9 millones de reales (casi 520.000 dólares), "con la participación directa de la cúpula del poder del estado".

    El gobierno regional compró los respiradores a una tienda de vinos, que a su vez los había comprado de otro proveedor; en ese camino, el precio se infló en un 134%.

    Durante la pandemia del coronavirus, Brasil modificó las leyes para permitir hacer compras de equipamientos sanitarios con urgencia, sin necesidad de licitaciones o concursos públicos, lo que muchas autoridades aprovecharon para desviar dinero público.

    Etiquetas:
    investigación, corrupción, coronavirus, pandemia, Amazonas, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook