En directo
    América Latina
    URL corto
    2130
    Síguenos en

    Un estudio realizado por el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología encontró que aproximadamente el 27% de las tortillas consumidas en México contienen rastros de glifosato, un herbicida señalado 'probablemente cancerígeno'.

    La directora general del Conacyt, María Elena Álvarez-Buylla Roces, también destacó que las tortillas frescas, artesanales y elaboradas con maíz nativo de México tienen propiedades nutricionales superiores a las tortillas industrializadas.

    Según el estudio comparativo, las tortillas elaboradas con maíz nativo tienen más proteínas, fibras, ácidos grasos y antioxidantes, elementos que pueden asistir en la prevención de enfermedades crónicas y degenerativas. Del mismo modo, sostiene que las tortillas con maíz nativo tienen menor contenido de almidones, los cuales pueden causar obesidad y propiciar enfermedades como la diabetes.

    Esto se debe a que las tortillas industrializadas contienen 90,4% de maíz transgénico, así como otros productos industrializados formados a partir de compuestos químicos y agrotóxicos que pueden afectar el medio ambiente y la salud humana.

    "El 82% de los alimentos analizados presentaron secuencias transgénicas. Las tortillas tenían secuencias recombinantes en el 90,4% y se detectó en 27,7% de ellas glifosato, un agrotóxico cancerígeno clasificado así por la Organización Mundial de la Salud", comentó Álvarez-Buylla.

    La directora general del Conacyt indicó que es necesario recuperar la soberanía alimentaria nacional, a través del cultivo de maíz nativo a fin de cambiar esta situación.

    "El maíz es una planta humana cultural en el sentido más profundo del término porque, sin la intervención inteligente y oportuna del humano, no es capaz de reproducirse por sí misma. Al cultivar maíz, los seres humanos también se cultivaron y nos seguimos cultivando", expuso.

    El 12 de agosto, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, aseguró que su Gobierno no emplearía el herbicida glifosato, aunque informó que la importación de este agroquímico se reducirá gradualmente a lo largo de varios años hasta eliminarla por completo.

    "No podríamos quitarlo de un golpe, no se podría así, se caería la producción de alimentos y de productos. Tenemos que importar. Y también productos y alimentos que se cultivan con estos agroquímicos. Los agroquímicos, en general, son muy utilizados y eso es cosa de que se vaya aprendiendo… hay una dependencia en el mundo de agroquímicos para producir", consideró.

    Ante esto, el mandatario anunció que dio instrucciones para que Conacyt busque alternativas no dañinas a fin de eliminar el uso del glifosato en la agroindustria. Del mismo modo, aseveró que su Gobierno no permitirá el uso de semillas de maíz transgénico en México.

    A su vez, la Industria de Protección de Cultivos afirmó tras la publicación del informe de Concyt que detrás de la "campaña de desinformación" que ha emprendido el Comité contra el glifosato y los alimentos que consumen los mexicanos se esconde un objetivo estrictamente político e ideológico.

    Etiquetas:
    tortilla, maíz, glifosato, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook