En directo
    América Latina
    URL corto
    1151
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, llamó a evitar la violencia en protestas callejeras, luego que unas 500 manifestantes se enfrentaron con policías capitalinas, en una marcha por el derecho al aborto, que dejó 43 mujeres uniformadas y 13 civiles heridas, con golpes y quemaduras.

    "No se puede resolver nada con el uso de la violencia, no es aconsejable, no se puede enfrentar la violencia con la violencia, no se puede apagar el fuego con el fuego, se tiene que luchar de manera pacífica y es lo único que recomendamos", dijo el gobernante en conferencia de prensa.

    La manifestación de organizaciones feministas por el Día de Acción Global por el Acceso al Aborto Legal y Seguro, partió del Movimiento a la Revolución hacia el centro Histórico capitalino duró varias horas hasta el anochecer del 28 de septiembre, pero solo cuatro mujeres policías fueron atendidas en hospitales, sin personas detenidas.

    El jefe del Ejecutivo federal denunció que los incidentes fueron "actos de provocación, de violencia, que no han pasado a mayores".

    López Obrador dijo que el Gobierno de la capital que encabeza su correligionaria Claudia Sheinbaum actuó "con mucha responsabilidad y mucha prudencias", al tiempo que exhorto a que se mantengan los derechos a la libre manifestación de manera pacífica sin violencia.

    La mayoría de la manifestantes eran jóvenes vestidas de negro y pañuelos verdes que identifican movimientos feministas, y algunas de ellas lanzaron cócteles molotov, abollaron con martillos monumentos históricos, y pintarrajearon edificios públicos y comercios.

    Inspiración pacifista

    El mandatario se declaró inspirado en iconos internacionales como Mahatma Ghandi (1869-1948), el sudafricano Nelson Mandela (1918-2013) y el estadounidense Martin Luther King (1929-1968) "que han luchado por la igualdad de manera pacífica".

    López Obrador hizo una reseña de su biografía de militante para recordar sus años de manifestante.

    "No creo en la violencia, recurren a la fuerza los que no tienen la razón, no creo en la fuerza bruta, soy pacifista; no debe haber violencia. Entiendo que exista coraje y también dolor, pero no estoy de acuerdo con esa vía, ni siquiera estoy de acuerdo con buscar la transformación mediante el uso de las armas", expresó el jefe del Ejecutivo.

    Respondió a una pregunta, sobre la ola de feminicidios, que siempre y cuando se pueda transformar una realidad de opresión por la vía pacífica hay que intentarlo, "con convicciones firmes para luchar toda la vida".

    Aludió a sus años en la oposición, antes de ganar la presidencia en su tercer intento, después de gobernar la capital.

    "No soy un fifí que de repente me dio por hablar de los pobres, la igualdad y la justicia (…), solo siendo buenos podemos ser felices, haciendo a un lado el racismo y la desigualdad, aplicando el amor al prójimo, no solo procurando el bienestar material, sino el bienestar del alma", reafirmó el presidente.

    Al contrastar su experiencia con las nuevas protestas, en cuanto a las jóvenes mujeres manifestantes dijo: "Es una causa justa el movimiento feminista, merece nuestro respeto, pero no estoy de acuerdo con la violencia, se debe tener cuidado con los infiltrados, hay mucha gente que está molesta por los cambios en el país".

    López Obrador enfatizó que su administración seguirá garantizando el derecho de manifestación.

    "Debemos respetar la libre manifestación de las ideas y garantizar el derecho que se tiene a luchar por causas justas", subrayó.

    Sin embargo advirtió a las autoridades que deben "evitar caer en provocaciones, porque estamos llevando a cabo una transformación, entonces se enrarece mucho el ambiente, porque se mezclan demandas justas con intereses de grupos".

    Se refirió finalmente a una denuncia de la jefa de Gobierno capitalina, acerca de grupos inconformes que exigen respeto a los derechos humanos pero serían financiados por presuntos defraudadores fiscales.

    "Claudia Sheinbaum dio a conocer de una infiltración de gente que está interesada en perjudicarnos, porque están en contra de los cambios y quieren mantener los privilegios, seguir robando, hay que evadir el acoso, no caer en la provocación" puntualizó.

    El mandatario sostiene que son financiadas por grupos económicos diversas protestas de movimientos opositores, indígenas y ecologistas en contra de cuatro megaproyectos de su administración, una nueva refinería de crudo, el turístico Tren Maya, un ferrocarril interoceánico en el istmo de Tehuentepec y un aeropuerto internacional en una base militar. 

    Etiquetas:
    mujeres, marcha, violencia, aborto, protestas, Andrés Manuel López Obrador, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook