02:39 GMT22 Septiembre 2020
En directo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    BOGOTÁ (Sputnik) — Un fiscal de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos fue asignado al caso de la muerte de un abogado de 45 años en un aparente caso de abuso policial que derivó en una serie de manifestaciones violentas, principalmente en Bogotá, que dejaron ocho personas muertas y 54 heridas.

    "Por la gravedad de la afectación evidenciada y por competencia, el caso fue asignado a un fiscal de la Dirección Especializada contra las Violaciones a los Derechos Humanos, quien con la debida diligencia coordinará la obtención del material probatorio y hará la respectiva valoración", anunció la Fiscalía General en un comunicado.

    El texto añade que avanzan las indagaciones con relación a la muerte del abogado, identificado como Javier Ordóñez y quien cursaba el último año de Derecho y era graduado también como ingeniero aeronáutico.

    Según el comunicado, desde el despacho del fiscal General, Francisco Barbosa, "se dispuso la creación de un equipo de las más altas calidades forenses, investigativas y jurídicas para dar celeridad al proceso".

    El organismo también indicó que investigadores del Cuerpo Técnico de Investigación (CTI) de la Fiscalía realizan diferentes labores de policía judicial, como recolección de videos y testimonios, entre otras, con el ánimo de esclarecer lo sucedido.

    Respecto de los actos de violencia que se presentaron en la noche del 9 de septiembre, y que además de los civiles muertos y lesionados dejaron 93 policías heridos y 56 estaciones de policía vandalizadas, Barbosa señaló que se realizan las investigaciones para identificar y judicializar a los responsables de los ataques contra la infraestructura pública, funcionarios y demás hechos delictivos que se originaron.

    "Rechazamos las acciones vandálicas que se dieron el día de ayer en el país. Estos hechos deplorables también son materia de investigación. La Fiscalía General de la Nación acompaña la institucionalidad y rechaza toda forma de violencia", dijo el fiscal, según el comunicado.

    En los hechos, que también se presentaron en las ciudades de Medellín (noroeste) y Cali (suroeste) fueron detenidas 70 personas, a quienes se les imputarán delitos por daño en bien público y violencia contra servidos públicos.

    Colombia, y en particular Bogotá, no registraba una jornada de protestas violentas desde el pasado noviembre, cuando una seguidilla de manifestaciones en contra del Gobierno terminó en enfrentamientos con la Policía.

    La muerte del abogado Ordóñez es la segunda que se presenta por parte de policías en meses recientes, luego de que el 23 de noviembre de 2019 el joven Dilan Cruz, de 18 años, murió cuando un perdigón disparado por un agente del Escuadrón Móvil Antidisturbios (Esmad) de la Policía impactó en su cabeza en medio de una protesta en el centro de Bogotá, lo que a su vez derivó en protestas violentas.

    Ordóñez falleció luego de que en la noche del 8 de septiembre dos policías le propinaron una serie de descargas eléctricas con una pistola tipo Taser en una calle del noroccidente de Bogotá, luego de que fue detenido cuando caminaba con dos amigos para comprar licor, lo cual está prohibido en la ciudad debido al aislamiento selectivo por la pandemia de COVID-19.

    El hombre fue llevado después a una estación de policía donde, según uno de sus amigos, fue "molido a golpes" por los agentes, luego de lo cual fue llevado a una clínica en la que falleció.

    Un video que muestra a Ordóñez en la calle mientras era sometido por los dos policías que le aplicaban descargas con la Taser, mientras él les pedía el favor de que no lo hicieran más, se hizo viral en la mañana del 9 de septiembre, luego de lo cual se presentaron las manifestaciones violentas. 

    Etiquetas:
    violencia, violencia policial, muerte, protestas, Colombia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook