23:18 GMT28 Septiembre 2020
En directo
    América Latina
    URL corto
    0 04
    Síguenos en

    LA PAZ (Sputnik) — La presidenta transitoria de Bolivia, Jeanine Áñez, justificó la fase de post confinamiento que iniciará el próximo 1 de septiembre en el país bajo el argumento de que se debe abrir la economía.

    "Dios no lo permita (que haya un rebrote), pero la gente también necesita de salir a trabajar, porque como manifestaba si no es por el coronavirus será por un "coronahambre" porque uno se desespera cuando no tiene las condiciones económicas para llevar alimentos a sus casas", dijo a los periodistas durante un acto en La Paz.

    Añez recomendó seguir los protocolos de seguridad sanitaria, como la distancia física y el lavado de manos, para evitar un rebrote de la enfermedad, pero aseguró que siempre existe esa posibilidad.

    "En las potencias del mundo ha sucedido, pero también hay la necesidad de abrir la economía para que así la gente pueda seguir trabajando", agregó.

    Bolivia iniciará la transición de la cuarentena a la fase "post confinamiento" el 1 de septiembre que se extenderá todo el mes.

    El decreto presidencial que autoriza la transición se firmó en la noche del jueves y establece, entre otras medidas, la ampliación de los horarios de circulación de lunes a viernes hasta las 20:00; la habilitación de circular los fines de semana hasta las 16:00 y que en ese mismo horario se podrán realizar actividades comerciales.

    El documento aclara que cada departamento y municipio está autorizado a establecer en sus jurisdicciones sus propias restricciones, de acuerdo con el grado de riesgo de contagio que presentan.

    También quedarán habilitados los vuelos internacionales a países que ya hayan abierto sus fronteras.

    El ministro de Obras Públicas, Iván Arias, explicó el viernes en una conferencia de prensa virtual que los viajes al exterior se realizarán de acuerdo a lo que establezca cada país.

    Respecto a quienes lleguen a Bolivia, Arias adelantó se les solicitará un examen de COVID-19 que no tenga una antigüedad de más de siete días y no habrá necesidad de hacer una cuarentena.

    "Lo que Bolivia va exigir a los pasajeros que vengan hacia el país, vamos a pedirles una prueba COVID-19, con no más de siete días de antigüedad, es decir, una prueba fresca, y hemos levantado la obligatoriedad de hacer cuarentena en un hotel como lo estaban haciendo por 14 días", precisó.

    Entre las restricciones que se mantendrán durante la transición figura el cierre de fronteras terrestres, fluviales y lacustres (excepto para a los ciudadanos bolivianos y residentes que retornen a Bolivia, misiones diplomáticas y otros organismos internacionales y operadores de transporte internacional).

    Etiquetas:
    COVID-19, Bolivia, Jeanine Áñez
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook