00:55 GMT25 Septiembre 2020
En directo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — Paraguay está comenzando la etapa más difícil en la lucha contra el COVID-19, dijo en entrevista con Sputnik el ministro de Salud, Julio Mazzoleni.

    "Estamos enfocados a salvar vidas y a parar la velocidad del virus (…) ciertamente estamos entrando en la etapa más difícil", dijo a Sputnik Mazzoleni.

    El funcionario reconoció que la fase actual "supone riesgos" y agregó que se están "regionalizando" las zonas más afectadas.

    "Tenemos una zona de circulación sostenida, que es el departamento de Alto Paraná (sureste), limítrofe con Brasil, estamos en una etapa distinta y difícil", explicó.

    Paraguay reportó el 6 de agosto un total de 61 fallecidos por COVID-19 y 6.060 infectados.

    Camas ocupadas y test

    El 5 de agosto, la directora de Terapias y Servicios de Urgencias Hospitalarias, Leticia Pintos, dijo que el Ministerio de Salud está en alerta naranja, ya que 65% de las camas están ocupadas por pacientes con problemas respiratorios.

    Por su parte, Mazzoleni sostuvo que Paraguay aumentó más del doble las plazas disponibles en los últimos meses.

    "Hemos pasado de unas 214 a casi 245, lidiando una gran dificultad de recursos humanos especializados", agregó el ministro a Sputnik.

    Sin embargo, reconoció que la ocupación de las camas "está cercana al 70%" y que desde el ministerio monitorean "de cerca" la situación.

    Por otro lado, el 4 de agosto el director de Vigilancia, Guillermo Sequera, dijo que los laboratorios y el Ministerio de Salud se ven sobrepasados en su capacidad de procesar las muestras de los análisis de COVID-19.

    "Hay que recordar que Paraguay tenía muy poca capacidad instalada para el testeo y la toma de muestras; hemos pasado de un promedio de 50 por día a un promedio de más de 2.000 (…) Ese sistema va en continuo fortalecimiento y crecimiento (…) A pesar de las dificultades, Paraguay es el segundo país con mayor cantidad de test por cada caso positivo en América, eso refleja un enorme esfuerzo", dijo Mazzoleni.

    Comercio fronterizo

    Por otro lado, el ministro dijo que las "decisiones se tienen que tomar con mucho recaudo" con respecto a si reactivar o no el comercio fronterizo con Brasil.

    "Entendemos que por ahora hay que tomar los datos y las evaluaciones semana a semana y después ver la película quincenal; hemos colaborado en los protocolos para la eventual apertura que, en caso de darse, sería con medidas muy estrictas (…) Esas decisiones se tienen que tomar con mucho recaudo", expresó.

    El canciller Antonio Rivas Palacios anunció el 6 de agosto que el comercio fronterizo entre Paraguay y Brasil podría reactivarse la próxima semana, ya que el protocolo sanitario está avanzado en un 85% en medio de la pandemia de COVID-19.

    Reunión con Rusia

    Paraguay está esperando tener una reunión oficial con el Gobierno ruso para informarse sobre el medicamento Avifavir y las vacunas contra el COVID-19, dijo Mazzoleni.

    "Estamos muy abiertos a Rusia, pero por el momento no hemos tenido una reunión oficial (…) Nos encantaría entablar una relación más formal, condicionada a la evidencia científica", aseguró.

    El funcionario sostuvo que, en anteriores oportunidades, Paraguay ha mantenido un "diálogo muy general" con representantes de la embajada rusa sobre las posibilidades de cooperación en diversos ámbitos.

    El viceministro de Exteriores ruso, Serguéi Riabkov, dijo el 4 de agosto que Moscú examina la posibilidad de prestar asistencia a Colombia, Paraguay y Perú en la lucha contra el coronavirus.

    Avifavir

    Rusia distribuyó varios fármacos contra el COVID-19 que fueron presentados a los países latinoamericanos.

    Uno de ellos es el Avifavir, comprado por varios países de Latinoamérica.

    Avifavir, medicamento producido en Rusia para combatir el coronavirus
    © Sputnik / Fondo de Inversión Directa de Rusia (RFPI)
    Mazzoleni señaló que Paraguay solicitó información oficial para conocer sobre el Avifavir.

    "Este es un momento de solidaridad y de cooperación y vemos con buenos ojos cualquier tipo de acercamiento que se pueda dar con Rusia; hemos solicitado información oficial a través de la entidad reguladora del país (…) Pero siempre estamos muy abiertos para analizar eso, condicionado a la evidencia científica", agregó.

    El Avifavir fue aprobado por el Ministerio de Salud ruso a finales de mayo.

    En los primeros cuatro días de tratamiento, 65% de los 40 pacientes que lo tomaron dieron negativo al COVID-19, y para el décimo día el porcentaje de pacientes que dieron negativo aumentó a 90%.

    Vacuna de China

    Respecto a la vacuna de China contra el COVID-19, el ministro de Salud aseguró que el Gobierno paraguayo está abierto a recibirla, a pesar de que no tiene relaciones diplomáticas con ese país.

    "Si China tuviera la vacuna, Paraguay está dispuesto a aceptarla a pesar de que no tengamos relaciones diplomáticas; yo creo que hay una cuestión humanitaria de por medio que está muy por encima de cualquier situación y creo que así también lo entiende la República de China", dijo Mazzoleni. 

    El ministro señaló que Paraguay "saluda el gesto de China" ante la Organización Mundial de la Salud (OMS) cuando dijo que los medicamentos y vacunas contra el COVID-19 estarían a disposición de la humanidad.

    Paraguay mantiene relaciones diplomáticas con Taiwán desde 1957. 

    Etiquetas:
    coronavirus en América Latina, Paraguay
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook