10:31 GMT21 Septiembre 2020
En directo
    América Latina
    URL corto
    1 0 0
    Síguenos en

    QUITO (Sputnik) — El ministro de Defensa de Ecuador, Oswaldo Jarrín, dijo que una flota pesquera extranjera se encuentra en el corredor de aguas internacionales, frente a las costas del archipiélago de Galápagos, pero no ha ingresado a la zona exclusiva económica insular de Ecuador.

    "Entre la demarcación de la Zona Económica Exclusiva para el Continente y la Zona Económica Exclusiva de Galápagos existe un corredor de aguas internacionales sobre las cuales el Ecuador ni ningún otro país tiene jurisdicción, ahí es donde se encuentra (la flota pesquera)", dijo Jarrín en conferencia de prensa.

    En días pasados, la Armada de Ecuador alertó ya sobre la presencia de la flota pesquera extranjera, de aproximadamente 260 embarcaciones entre pesqueros, buques de abastecimiento y bodegaje.

    La mayoría de embarcaciones proceden de China y se encuentran pescando en el corredor internacional; sin embargo, no se ha establecido si los buques pertenecen al gobierno chino o son propiedad de empresas privadas.

    "Que quede muy claro que las zonas del Archipiélago de Galápagos están controladas y no existe pesca ilegal", dijo Jarrín en una conferencia de prensa en Quito.

    El funcionario añadió que hace un mes su ministerio alertó a la Cancillería ecuatoriana sobre la presencia de barcos que surcaban en aguas internacionales frente a las costas de Perú, en un recorrido sur norte de aproximación a la Zona Económica Exclusiva de Ecuador (ZEE).

    La detección de las embarcaciones se realizó gracias a exploración visual, observación satelital y al sistema de radares de la Armada.

    Jarrín dijo que las embarcaciones, de tipo factoría, operan dentro del corredor de aguas internacionales realizando faenas de pesca que usualmente suelen durar entre tres y cuatro semanas.

    Para Ecuador, la situación no es nueva, pues la flota pesquera internacional se hace presente durante esta época, sistemáticamente, desde hace varios años.

    Mientras los barcos se mantengan en aguas internacionales, la Armada de Ecuador no actuará.

    La presencia de la flota pesquera causa preocupación entre los pobladores del archipiélago y diversas organizaciones por el impacto en el ecosistema de la zona.

    Dentro de la reserva marina de Galápagos (40 millas náuticas), además del tiburón Martillo, y otros tipos de tiburones, existen una infinidad de especies que podrían estar en peligro.

    Al momento, la Fuerza Naval de Ecuador así como las autoridades del Parque Nacional Galápagos se encuentran en alerta, vigilancia y patrullaje, a fin de evitar que se repita un incidente similar al ocurrido en 2017, cuando guardacostas interceptaron un buque chino dentro de la reserva marina de Galápagos.

    En esa ocasión se capturó el buque chino Fu Yuan Yu Leng, con 300 toneladas de aletas de tiburón, que correspondían a unos 15.000 tiburones.

    Los tripulantes del buque fueron sentenciados a prisión, por tenencia y transporte de especies protegidas, condenados a pagar una indemnización y el buque fue confiscado.

    El buque que ahora lleva el nombre de Hualcopo forma parte de la flota de la Armada de Ecuador.

    Jarrín advirtió que de suceder una nueva violación al territorio marino ecuatoriano, la embarcación será incautada.

    Aseguró que la flota naval ecuatoriana, conformada por corbetas y helicópteros, realiza exploración aeromarítima que permite evitar y controlar la violación de los espacios.

    El miércoles, Norman Wray, gobernador de la provincia ecuatoriana de Galápagos, informó en su cuenta de Twitter que Esperanza, un tiburón ballena con un dispositivo de rastreo en una de sus aletas, dejó de transmitir su ubicación, y se preguntó si era coincidencia la presencia de la flota.

    Etiquetas:
    pesquero, Ecuador, Galápagos
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook