En directo
    América Latina
    URL corto
    0 09
    Síguenos en

    Una política se ha vuelto centro de todas las críticas debido a un manjar que se dio. La regidora de la localidad mexicana Comondú se comió un plato de tortuga en peligro de extinción, no sin antes compartir una historia en redes sociales. La opinión pública ya la ha rebautizado como 'Lady Caguama'.

    Erika Celene Venalonzo Camacho es la sexta regidora del equipo que compone el Gobierno municipal de Comondú, en el estado de Baja California Sur. No obstante, desde que decidió comerse un plato de tortuga caguama, la protagonista de esta historia ya es designada por el nombre de su capricho.

    La política del partido Morena degustó un plato cocinado con verduras sobre el caparazón del propio animal. Antes de probarlo, sin embargo, hizo el gesto que la persigue desde entonces: fotografió el producto y compartió la imagen en las redes, acompañada del comentario "A comer!!".

    Lo que quizá no sabía Venalonzo es que estaba cometiendo un acto que podía causarle problemas con la Justicia mexicana. Y es que, según el Código Penal Federal de México, recolectar o almacenar productos y subproductos de tortugas marinas puede ser motivo de entre uno y nueve años de cárcel y de una multa por un período de entre 300 y 3.000 días.

    Ante el revuelo que causó su polémica publicación en las redes, la política trató de defenderse diciendo que la foto que había compartido era de hace 50 años. No obstante, los internautas no se lo han creído.

    Etiquetas:
    extinción, cárcel, multa, tortuga
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook