13:40 GMT27 Septiembre 2020
En directo
    América Latina
    URL corto
    El coronavirus en Venezuela (290)
    0 10
    Síguenos en

    CARACAS (Sputnik) — Desde hace cuatro meses desplazarse por la capital venezolana se convirtió en una tarea compleja; y mientras algunos países comenzaron a librarse del confinamiento por la pandemia, los residentes de esta ciudad dijeron a Sputnik que ven distante esa posibilidad ante el aumento diario de casos.

    "Yo siento que no aguanto más este ritmo de vida, y no veo indicios de cuándo va a mejorar la situación, no veo cuándo vamos a pasar de la fase de mayor emergencia, a la dos o la tres, me parece que no se está respetando el distanciamiento social, la cuarentena", dijo Alejandro Rojas, ingeniero en sistemas de 34 años.

    Rojas se encontraba en los predios de un complejo comercial en el este de Caracas, en el que a pesar de la cuarentena radical algunas tiendas optaron por trabajar "a puerta cerrada".

    "Tenemos que vender a puerta cerrada, adentro tomamos todas las precauciones con los clientes, y con los trabajadores, pero no podemos seguir parados, porque vamos a quebrar, y dejaríamos a más de 15 personas sin trabajo en plena pandemia, y trabajar no puede ser nunca un delito", contó a Sputnik el dueño de una ferretería que prefirió no ser identificado.

    Durante el confinamiento radical solo están autorizados a abrir en Venezuela los comercios considerados como esenciales, que son los dedicados a la venta de alimentos y medicamentos.

    Esto ha provocado que algunos pequeños comerciantes para mantenerse abiertos opten por vender alimentos.

    "Aquí estamos vendiendo de todo, porque si no podemos cortar cabello, algo había que hacer para poder comer", dijo Rocman Morales, trabajador de una barbería en la avenida Rómulo Gallegos, en el este de Caracas.

    Los estantes del establecimiento en los que antes se exhibían productos para el cuidado de la cabellera de los hombres, ahora estaban ocupados por paquetes de arroz, harina y azúcar.

    El Gobierno de Venezuela ha mantenido la cuarentena en los estados que registran más contagios; mientras que en los que hay menos casos se aplica una combinación de una semana de confinamiento radical por otra de flexibilización.

    A inicios de junio, cuando se comenzó con este plan, la capital arrancó actividades comerciales en los horarios y sectores que anunció el presidente Nicolás Maduro, pero en menos de dos semanas el programa quedó suspendido, porque los casos de COVID-19 comenzaron aumentar.

    De acuerdo con el último balance de las autoridades, Caracas se encontraba el 19 de julio entre las regiones del país con más casos, al reportar un total de 1.594 contagios, de los cuales 23 fallecieron.

    El presidente Maduro, explicó que de los 408 casos que se registraron el 19 de julio, 241 fueron en Caracas, es decir el 59% de los positivos detectados ese día.

    Ante esta situación, el jefe de Estado tomó la decisión de habilitar el estacionamiento de un centro de eventos ubicado en el oeste de la ciudad, y también fueron incorporados al plan de atención varios hoteles en los que se encuentran hospedados pacientes asintomáticos.

    El 20 de julio, los accesos a las principales vías de la ciudad se encontraban cerrados, pero solo en algunos puntos, lo que obligaba a los conductores a hacer un recorrido más largo para utilizarlos o a tomar vías alternas.

    Del total de 11.891 casos 123 han fallecido y 8.101 se han registrado en los últimos 30 días. 

    Tema:
    El coronavirus en Venezuela (290)
    Etiquetas:
    Venezuela, coronavirus en América Latina, Caracas
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook