En directo
    América Latina
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    LA PAZ (Sputnik) — La presidenta y candidata Jeanine Áñez no presenta síntomas de COVID-19 y cumple sus deberes vía internet desde su domicilio, aseguró el oficialismo en medios locales, al día siguiente de que la gobernante transitoria ingresara en cuarentena, infectada con el coronavirus.

    "La Presidenta ha tomado las medidas [medicamentos] rápidamente y ya está trabajando en la residencia presidencial, bastante por medios digitales, y confiamos en que va a salir adelante también de este otro desafío", dijo el empresario Samuel Doria Medina, candidato vicepresidencial de la alianza Juntos de Áñez.

    La declaración de Doria Medina a la radio estatal Illimani salió al cruce de analistas políticos que anticiparon la posibilidad de que un impedimento de Áñez para seguir gobernando daría lugar a la asunción presidencial de la jefa del Senado, Eva Copa, del ahora opositor Movimiento Al Socialismo (MAS).

    El aislamiento de la presidenta parecía complicar la gestión de la pandemia por un Gobierno que en los últimos días ha sufrido la baja, por contagios de COVID-19, de al menos cuatro ministros, otros tantos viceministros y una veintena de directores y altos funcionarios. 

    Tratamiento preventivo

    El neumólogo Adrei Miranda, médico de cabecera de Áñez, informó por separado que, por ser asintomática, la presidenta de 53 años había iniciado un tratamiento preventivo de COVID-19 que no le impedía despachar asuntos oficiales desde la residencia oficial, ubicada a unos tres kilómetros del Palacio de Gobierno.

    "Al momento, [ella está] estable, absolutamente asintomática, no tiene ningún síntoma que se relacione con el coronavirus; se encuentra muy bien, con bastante ánimo", afirmó el galeno según reportó la agencia estatal de noticias ABI.

    Doria Medina dijo que el contagio de la presidenta, revelado por ella misma en un mensaje por redes sociales, resultaba una gran sorpresa porque en los últimos días Áñez había reducido drásticamente sus actividades públicas, por precaución.

    "Este virus no respeta nada, ataca a todos, no importan la edad, la condición social, ni el trabajo que uno realice, el virus es implacable", sostuvo el candidato vicepresidencial apuntando a la serie de contagios en altos niveles del Gobierno y del Parlamento.

    Entre las bajas del entorno de Áñez destacaban las de Yerko Núñez, ministro de la Presidencia, y Eidy Roca, titular de Salud.

    El ministro de Defensa, Fernando López, asumió el 9 de julio el reemplazo interino de Roca y se puso al mando de la lucha contra la pandemia con la consigna de "100% disciplina".

    La misma mano dura trataba de imponer el otro hombre fuerte del oficialismo, el ministro de Gobierno Arturo Murillo, quien dirige las labores policiales de control de la cuarentena y participa a diario en actos de distribución de equipos hospitalarios.

    En el Parlamento, entretanto, Eva Copa presidió este 10 de julio por videoconferencia una sesión bicameral, mientras esperaba en aislamiento domiciliario el resultado del test de COVID-19 a que se sometió en días pasados.

    Etiquetas:
    COVID-19, pandemia de coronavirus, coronavirus en América Latina, coronavirus, Bolivia, Jeanine Áñez
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook