En directo
    América Latina
    URL corto
    0 01
    Síguenos en

    SAN SALVADOR (Sputnik) — El exministro Gonzalo Castillo llega a las elecciones en República Dominicana como la apuesta del presidente Danilo Medina para darle continuidad al gobierno del Partido de la Liberación Dominicana (PLD).

    "Vamo' arriba. ¡A votar!", es la campechana exhortación que lanzó Castillo durante toda su campaña, la cual cerró el pasado jueves 2 con una fiesta amenizada por populares músicos de Quisqueya, y que fue vista como un ensayo de su celebración de victoria.

    Castillo ganó la candidatura oficialista en 2019, tras vencer en las primarias por estrecho margen al expresidente Leonel Fernández, quien descalificó el proceso y renunció a la presidencia del PLD para lanzarse con un nuevo partido, la Fuerza del Pueblo.

    La propuesta de la fórmula integrada por Castillo y la actual vicepresidenta Margarita Cedeño (esposa de Fernández) se reduce a continuar el proyecto político defendido por Medina durante dos mandatos, con promesas de una administración más inclusiva.

    Nacido en noviembre de 1960, este empresario fungió como ministro de Obras Públicas y Comunicaciones de 2012 a 2019, cuando se lanzó como precandidato a la presidencia, después que Medina fuera forzado a desistir de su intento de reformar la Constitución para buscar un tercer período consecutivo.

    Apodado 'El Penco', Castillo carga con el sambenito de esa codependencia con Medina, y de recurrentes acusaciones de corrupción y enriquecimiento ilícito lanzadas desde la oposición, y que retoman fuerza ante la inminencia de los comicios.

    Un reciente artículo de opinión publicado por el diario Miami Herald, en Estados Unidos, señala que Castillo quintuplicó su fortuna personal durante su período como ministro, y se le vinculó al escándalo de la constructora brasileña Odebrecht, célebre por sus coimas millonarias a altos funcionarios para ganar licitaciones.

    El exministro solicitó en noviembre pasado a la Dirección General de Ética e Integridad Gubernamental que investigara acusaciones similares lanzadas desde una televisora local, que denunció un supuesto "festival de contratos irregulares patrocinados por Obras Públicas".

    Sin embargo, la institución ha guardado silencio sobre el respecto, y Castillo acude a las urnas con esas sospechas, pero sin ninguna prueba en su contra, y las encuestas lo dan como segundo favorito, detrás de Luis Abinader (Partido Revolucionario Moderno).

    Por demás, Castillo destinó buena parte de sus fondos de campaña a la compra de medicamentos, suplementos, alimentos e insumos para enfrentar la pandemia de COVID-19, y facilitó el regreso a casa de dominicanos varados en el extranjero.

    Unos 7,6 millones de ciudadanos están convocados para elegir este domingo al presidente y vicepresidente de la Repú­blica, 32 senadores y 190 diputados, con boletas elec­torales separadas en las que están representados 25 partidos políticos.

    Etiquetas:
    República Dominicana, elecciones presidenciales
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook