En directo
    América Latina
    URL corto
    0 52
    Síguenos en

    BUENOS AIRES (Sputnik) — El juez federal argentino Marcelo Martinez de Giorgi ordenó realizar un peritaje sobre un disco rígido que albergaba correos electrónicos "pinchados" de más de 80 personas que habrían sido espiadas durante la gestión el expresidente Mauricio Macri, según una denuncia penal presentada por la Agencia Federal de Inteligencia.

    El juez "ordenó realizar una pericia sobre el disco rígido", informaron fuentes judiciales a las que accedió Sputnik.

    En base al pedido que presentó el fiscal Jorge Di Lello al avalar la denuncia de la AFI, el juez ordenó que se realice una pericia oficial con personal especializado a fin de que esclarecer todo lo relacionado con la información del disco duro.

    El magistrado pidió además una copia de los legajos de los agentes que habrían estado involucrados en los hechos de espionaje, según señaló la interventora de la AFI, Cristina Caamaño, al dar origen a la causa con una denuncia penal.

    En el caso han sido imputados el expresidente Mauricio Macri y los directores de la AFI durante su administración, Gustavo Arribas y Silvia Majdalani.

    En su resolución, Martínez de Giorgi también pidió el detalle de qué personal estuvo contratado en la agencia entre el 10 de diciembre de 2015 y la misma fecha de 2019, período en que gobernó el anterior Ejecutivo.

    Contexto

    La denuncia fue presentada la semana pasada por la interventora actual de la AFI, Cristina Caamaño, en base a supuestos hechos de espionaje ilegal durante el Gobierno de Macri.

    Según el documento, durante la gestión anterior se pincharon correos electrónicos de más de 80 personas, entre los que había políticos, periodistas, historiadores y personalidades de la cultura.

    Entre los supuestos espiados se encuentra la ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidad, Elizabeth Gómez Alcorta, que anunció el 27 de mayo que se presentará como querellante en la causa.

    La denuncia pide la indagatoria no sólo de Macri, Arribas y Majdalani, que eran directores de la AFI, sino también la de los agentes Omar Daniel Solis y Patricio Correa, y la del exjefe de gabinete del organismo Darío Biorci, que además es cuñado de Majdalani.

    La información que sustenta la querella fue recuperada de un disco duro que había sido borrado y que fue hallado en dependencias de la AFI, de manera que pudo detectarse las personas que habrían accedido con sus credenciales a su contenido.

    Etiquetas:
    Mauricio Macri, espionaje, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook