En directo
    América Latina
    URL corto
    110
    Síguenos en

    QUITO (Sputnik) — Las instalaciones de un campamento minero de cobre en Ecuador fueron incendiadas en la madrugada del 29 de marzo, en la provincia amazónica de Morona Santiago (suroriente), informó el Ministerio de Energía del país sudamericano.

    "El Ministerio de Energía y Recursos Naturales no Renovables informa que tras una inspección emergente realizada por técnicos de la Agencia de Regulación y Control Minero (Arcom) en esta zona, se determinó que las instalaciones fueron incendiadas y destruidas", dijo la entidad en un comunicado.

    ​El campamento La Esperanza que fue incendiado se ubica en el cantón San Juan Bosco.

    Es parte del proyecto minero San Carlos Panantza, concesionado a la empresa Ecuacorrientes S.A (ECSA), subsidiaria del consorcio chino CRC-Tongling Nonferrus Metals.

    San Carlos Panantza es un proyecto considerado estratégico por el Gobierno ecuatoriano.

    Según el comunicado oficial, personas no identificadas sustrajeron objetos y equipos de valor.

    La empresa Ecuacorriente, mientras tanto, dijo en un comunicado que el campamento fue atacado de forma violenta, lanzando tacos de dinamita y disparando armas de fuego.

    "Los delincuentes quemaron varias instalaciones, equipos y un vehículo en el campamento", añadió Ecuacorriente.

    En el momento del ataque el campamento era custodiado por guardias de seguridad privada, pero no había personal, dada la hora y el estado de excepción que rige en el país para frenar la propagación del COVID-19.

    El Ministerio exhortó a las autoridades pertinentes a realizar las investigaciones del caso para dar con los responsables y garantizar la seguridad jurídica de las concesiones mineras legalmente otorgadas en el país.

    "Esta cartera de Estado rechaza categóricamente y de manera enfática los actos vandálicos y la destrucción de la propiedad privada perteneciente al proyecto minero San Carlos Panantza, así como la violación e irrespeto del Estado de Excepción decretado en el territorio ecuatoriano", enfatizó el Ministerio.

    Pese a que el proyecto está en fase de exploración avanzada, desde 2017 la empresa no realizaba actividades mineras por conflictos con las comunidades indígenas y campesinas de la zona, sobre todo con la etnia shuar, pero mantenía relacionamiento comunitario y esperaba retomar en este año las actividades.

    La empresa ha invertido unos 34 millones de dólares en el proyecto minero.

    Ecuacorriente también tiene otra mina de cobre en Ecuador, Mirador, con la cual el país sudamericano inició el año pasado la minería a gran escala.

    Etiquetas:
    cobre, Ecuador, minería
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook