En directo
    América Latina
    URL corto
    El coronavirus en Brasil (64)
    0 0 0
    Síguenos en

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — Más de 100 brasileños se encuentran aislados desde hace días en Ecuador sin poder regresar a Brasil por la crisis del coronavirus y desde su encierro en un hotel de Quito, explicaron a Sputnik que piden al Gobierno un vuelo humanitario, resaltando que hay personas que forman parte del grupo de riesgo.

    "La embajada de Brasil en Quito está negociando con el Gobierno de Ecuador para sacarnos de aquí, parece que lo que están haciendo es reunir a todos los brasileños que están distribuidos por Ecuador (…) estamos intentando llamar la atención porque necesitamos un vuelo humanitario", explicó a Sputnik Ricardo Bueno, de 38 años y natural de Minas Gerais (sureste).

    Bueno se encuentra junto con otros 11 compatriotas en un hotel de Quito, pero según la embajada en todo el país habría 113 brasileños.

    La situación es especialmente delicada porque algunos de ellos son mayores de 60 años y están más expuestos al coronavirus, y otros toman medicamentos regularmente y no los están encontrando en la actual situación.

    "No tienen receta y aquí están perdidos, además nos han orientado a no ir al hospital si nos ponemos enfermos, lo que ha dejado a todo el mundo en pánico, nos han dicho que sólo atenderán a extranjeros en caso de emergencia máxima", explica este turista.

    Bueno estaba de viaje en las islas Galápagos y el 16 de marzo debía regresar a Brasil, pasando  por Quito y por Lima (Perú), pero la compañía Avianca canceló su vuelo alegando que el aeropuerto de la capital peruana había cerrado, cosa que en realidad sólo ocurrió la medianoche de ese día.

    Tras varios días de intentos fallidos para buscar fechas alternativas con las empresas de aviación, Bueno y otros brasileños se organizaron y se juntaron en un hotel de Quito para buscar una solución con la embajada brasileña.

    De momento, están pagando los gastos de su bolsillo, se coordinan con otros brasileños repartidos por el país a través de Whatsapp y se ayudan mutuamente: “A algunos se les está acabando el dinero, pero estamos muy unidos”, asegura este brasileño.

    El grupo de Bueno y sus inesperados compañeros de viaje está confinado en el hotel, donde desayunan, comen y cenan (los bares y restaurantes de la ciudad están cerrados) y tan sólo salen a la calle para ir de forma muy ocasional al supermercado.

    Cuando no están pendientes de las informaciones de la embajada pasan los ratos jugando a cartas; de momento todos están bien y sin síntomas gripales.

    El ministro de Relaciones Exteriores, Ernesto Araújo, divulgó el viernes un video en las redes sociales diciendo que la Cancillería trabaja 24 horas al día y pidió comprensión porque la demanda es muy alta y los canales de comunicación están saturados.

    “No descansaremos hasta que no podamos traer de vuelta a todos los brasileños que tienen dificultades en el exterior”, prometió el canciller.

    Este viernes, el Gobierno brasileño puso en marcha una operación para repatriar a 500 brasileños que estaban en Perú en una situación a la del grupo de brasileños de Quito.

    Aviones de la Fuerza Aérea Brasileña llegaron a Lima para repatriar al grupo de turistas, que también se vio afectado por el inesperado cierre del aeropuerto internacional de la capital peruana.

    Tema:
    El coronavirus en Brasil (64)
    Etiquetas:
    coronavirus en América Latina, coronavirus de Wuhan, Ecuador, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook