En directo
    América Latina
    URL corto
    Por
    0 90
    Síguenos en

    El derrumbe del precio internacional del petróleo sumado a la crisis económica local podrían paralizar la continuidad de la mayor cuenca de hidrocarburos no convencionales del país, cuyas operaciones dejarían de ser rentables.

    Luego de un lunes negro para los mercados mundiales debido al mayor desplome del valor del barril de crudo en 30 años —que cayó 30 % en un día—  la ausencia de pronósticos de recuperación golpea directamente las expectativas de Argentina sobre el yacimiento de Vaca Muerta.

    Vaca Muerta es la cuenca de hidrocarburos no convencionales más importante del país, además de ser la segunda reserva de shale gas del mundo y la cuarta de shale oil. Tiene una extensión de 30.000 kilómetros cuadrados bajo la llamada Cuenca Neuquina, que ocupa partes de las provincias de Neuquén, Río Negro, La Pampa y Mendoza.

    Sin embargo la extracción que utiliza la técnica de fractura hidráulica o fracking demanda una inyección constante de dólares e insumos importados en un contexto de inestabilidad cambiaria, imprevisibilidad macroeconómica y limitación de recursos e incentivos fiscales debido a la crisis local.

    "La inversión de las multinacionales en Argentina se ve sensiblemente afectada porque sus estructuras de costos aumentan producto de la inflación [que fue de 54 % en 2019]. Un barril de crudo a 30 dólares en términos de ecuación financiera no cierra por ningún lado", aseguró a Sputnik Fernando Schpoliansky, secretario de Finanzas de la Municipalidad de Neuquén. 

    El contador con posgrado en Economía y experto en las operaciones de Vaca Muerta explicó que esta situación afecta especialmente las inversiones en esta cuenca, que para 2020 estaban previstas en el orden de los 100.000 millones de dólares, y que se verían amenazadas.

    "Hemos observado despidos y suspensiones de casi 3.000 trabajadores en lo que va de 2020. Hay algunos equipos funcionando pero yo creo que esta disminución en el precio del barril va a atentar contra el inicio de la actividad. Vamos hacia un camino de parálisis de la actividad hidrocarburífera, por lo menos aquí en la zona de Vaca Muerta", advirtió Schpoliansky.

    En Vaca Muerta hay alrededor de 38 proyectos no convencionales en curso pero la mayor parte se encuentran en fase piloto. Ocho de ellos estaban hacia fines de 2019 en etapa de desarrollo amplio masivo y son fundamentales para el abastecimiento del mercado local.

    Un retorno a los convencionales

    Durante los cuatro años de Gobierno de Mauricio Macri (2015-2019), Argentina priorizó las inversiones en la Cuenca Neuquina, tanto de la petrolera de control estatal YPF como en apoyo a las corporaciones extranjeras, en detrimento de las extracciones convencionales, donde la producción tuyo desplomes significativos: -37 % en la Cuenca Austral, -15 % en la del Golfo de San Jorge (en las provincias patagónicas de Santa Cruz, Tierra del Fuego y Chubut).

    ​"Deberían hacerse estudios más complejos que visualicen la problemática energética a nivel integral, que pongan en cuestión si necesitamos esa energía masiva desarrollada a través de métodos que son muy costosos y que ambientalmente, en términos acumulados, podrían generar problemas difíciles de predecir", dijo a Sputnik Gustavo Lahoud, especialista en geopolítica y recursos naturales.

    El docente universitario y asesor legislativo en materia energética anticipó que el escenario internacional debería llevar al país a una discusión sobre el tipo de modelo extractivo a desarrollar a futuro y volver a centrarse en los pozos convencionales.

    "No todos los pozos tienen las mismas curvas de rendimiento, pero los proyectos no convencionales tienen una tasa de agotamiento diferente. Los convencionales pueden garantizar 20, 25 o hasta 30 años, mientras que los no convencionales tienen un período de auge productivo los primeros 3, 4 años y después pueden declinar muy rápidamente si no se sigue con la perforación y la agregación de pozos", dijo Lahoud.

    Ambos expertos consultados pronosticaron que lo que se puede esperar es algunas medidas de incentivo gubernamental a la actividad hidrocarburífera que evite la suspensión de las operaciones en curso, asegure el abastecimiento interno y apunte al superávit en la balanza energética.

    Extracción de petróleo de petrolera argentina YPF en Loma La Lata
    © AFP 2020 / Juan Mabromata
    View of an Argentinian oil company YPF's pumpjack to extract oil from a well at Loma La Lata, Argentina

    Sin embargo, frente una crisis económica local que dificulta las previsiones positivas, con este nuevo escenario y precio del crudo internacional no habría estímulo suficiente como para que Vaca Muerta sea un negocio sensato en el corto y mediano plazo.

    ¿Qué pasará con el precio de los combustibles?

    "Cuando aumenta el precio del crudo, siempre es un buen argumento para subir el precio de los combustibles. Argentina lo ha hecho reiteradamente. Ahora, por el contrario, si el precio baja el combustible debería bajar, pero en Argentina no va a ocurrir eso", aseveró Schpoliansky.

    El experto explicó que la razón principal de esto es que gran parte de los precios de los combustibles son impuestos que el Gobierno recauda y Argentina no se puede dar el lujo de no contar con este ingreso.

    En Argentina, el precio de los combustibles está mediado por el Gobierno con el objetivo de evitar subas drásticas que hubieran sucedido como consecuencia de las grandes devaluaciones ocurridas desde 2015 hasta la fecha. El mecanismo de intervención se hizo más fuerte en agosto de 2019, luego de la depreciación de 25 % del peso argentino. 

    Los combustibles aumentaron en promedio 41,8 % durante 2019, más de diez puntos por debajo de la inflación. En diciembre de 2019, YPF anunció un incremento de 5 % que se aplicaría desde enero pero fue frenado por el presidente, Alberto Fernández. En lo que va de 2020, se han visto virtualmente congelados.

    Etiquetas:
    fracking, explotación, yacimientos, petróleo, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook