En directo
    América Latina
    URL corto
    71091
    Síguenos en

    CARACAS (Sputnik).- Son totalmente inadmisibles los intentos de derrocar por la fuerza al Gobierno legítimo de Venezuela, encabezado por Nicolás Maduro, declaró el canciller ruso, Serguéi Lavrov, durante su visita a Caracas.

    "Lamentablemente, la crisis en torno a Venezuela tiene sus orígenes en los intentos de lanzar una campaña a gran escala con el objetivo declarado de derrocar al Gobierno legítimo por todos los medios, como dicen los organizadores de esta campaña, incluyendo por la fuerza. Consideramos absolutamente inadmisibles esos guiones", dijo el jefe de la diplomacia rusa.

    El ministro ruso también rechazó las sanciones unilaterales impuestas al país sudamericano por Estados Unidos, al apuntar que "afectan la implementación de los proyectos humanitarios y sociales".

    "Cabe destacar el ejemplo indignante de las consecuencias de las restricciones bancarias, me refiero al bloqueo del programa de tratamiento de los pacientes con cáncer que se realizaba a través de los proyectos conjuntos de Venezuela y España", recordó.

    "Expresamos nuestro pleno apoyo a los esfuerzos del presidente Maduro y las autoridades de Venezuela por entablar el diálogo nacional y garantizar que todos los sectores de la sociedad tomen parte en la determinación del destino de su país", dijo Lavrov.

    El ministro ruso valoró como "positiva" la iniciativa del Gobierno venezolano de "implicar a observadores extranjeros en el proceso de reforma del sistema electoral" del país sudamericano.

    Lavrov apuntó que esta medida "confirma la transparencia de nuestros amigos venezolanos, su transparencia ante toda la comunidad internacional, su disposición a defender los principios del sistema democrático de su país".

    "Es especialmente importante que hoy el presidente Maduro y otros interlocutores nos confirmaran que el diálogo nacional está abierto para la participación de todos los representantes de la sociedad venezolana", subrayó.

    Lavrov elogió las medidas que emprende la Mesa de Diálogo Nacional, como "las amnistías regulares, la renovación del Consejo Electoral y la discusión de las reformas económicas", y expresó la certeza de que estos esfuerzos son bien acogidos por el pueblo venezolano, "cansado de la confrontación, los llamados a protestas callejeras e intervención extranjera".

    "Estamos convencidos de que las ambiciones de ciertos políticos no pueden estar por encima de los intereses de toda la sociedad", señaló.

    El canciller ruso expresó su confianza en que la Mesa de Diálogo encuentre "un enfoque común para acordar la nueva composición del Consejo Nacional Electoral y preparar las elecciones a la Asamblea Nacional en 2020".

    "Esos comicios son la única oportunidad para los radicales de no privarse a sí mismos de un futuro en la vida política de Venezuela, esas elecciones les ofrecen una posibilidad de volver al campo civilizado y someterse a un juicio popular sobre las fuerzas políticas en el país", afirmó.

    Lavrov aseguró que Rusia "está dispuesta a proporcionar su apoyo total" a la labor de la Mesa de Diálogo.

    "Estamos interesados en que Venezuela, al igual que cualquier otro país, sea independiente, políticamente estable y próspera", declaró.

    Cooperación entre Rusia y Venezuela

    Al reunirse con el presidente venezolano Lavrov informó que examinó este 7 de febrero con el ministro de Exteriores y la vicepresidenta ejecutiva del país sudamericana, Delcy Rodríguez, "las medidas concretas para implementar de manera eficaz y a tiempo todos nuestros acuerdos".

    "Prestamos especial atención a las medidas que toman Venezuela y Rusia para proteger nuestros lazos económicos y comerciales ante las sanciones ilegales y la burda presión que ejerce Estados Unidos sobre Venezuela", dijo.

    Al término de su visita a Caracas, el canciller ruso comunicó a la prensa que acordó con el Gobierno venezolano "los pasos para profundizar la coordinación en la escena internacional".

    "También acordamos continuar trabajando para incrementar la cooperación comercial, económica, de inversión y humanitaria en condiciones de sanciones ilegales".

    El ministro ruso reiteró el apego y el respeto de Rusia hacia la soberanía venezolana, y expresó su "solidaridad con el Gobierno y el pueblo de Venezuela en su lucha contra la presión ilegal que ejerce EEUU junto con sus cómplices".

    "Rechazamos las sanciones ilegales, los métodos de chantaje en las relaciones internacionales, así como cualquier otra medida que socave los principios de la Carta de la ONU, sobre todo la injerencia en los asuntos de los Estados soberanos y los intentos de amenazar con el uso de la fuerza", subrayó Lavrov. 

    Comisión intergubernamental ruso-venezolana

    La comisión intergubernamental ruso-venezolana para la cooperación económica y comercial se reunirá en mayo próximo, dijo Lavrov.

    "Todos los temas de nuestra cooperación material, de nuestra colaboración práctica, serán examinados en la sesión de la comisión intergubernamental de alto nivel para la cooperación económica y comercial previsto para mayo de este año", dijo Lavrov al término de sus reuniones en Caracas con el presidente, el vicepresidente y el ministro de Exteriores de Venezuela.

    Señaló que "la energía, los recursos naturales, las diversas industrias, la agricultura y el transporte" son áreas especialmente prometedoras para la cooperación ruso-venezolana.

    "Por supuesto, vamos a desarrollar nuestra cooperación técnica militar para asegurar las capacidades de defensa de nuestros amigos, especialmente ante las amenazas externas", añadió el jefe de la diplomacia rusa. 

    ​75 aniversario de la Victoria sobre la Alemania nazi

    Rusia espera que Nicolás Maduro, asista a las actividades conmemorativas del 75 aniversario de la Victoria sobre la Alemania nazi.

    "Esperamos con impaciencia al presidente Maduro el 9 de mayo en Moscú en las celebraciones con motivo del 75 aniversario de la Victoria en la Gran Guerra Patria", dijo Lavrov durante su visita a Venezuela.

    El asesor presidencial ruso para asuntos exteriores, Yuri Ushakov, informó a finales de agosto que los líderes de 17 países aceptaron la invitación a los eventos conmemorativos del Día de la Victoria. 

    Rusia celebra el Día de la Victoria con un desfile militar en la emblemática Plaza Roja.

    Para los rusos y gran parte de los habitantes de la antigua Unión Soviética aquella contienda, que comenzó el 22 de junio de 1941 con la invasión alemana y terminó en mayo de 1945 con la capitulación de la Alemania nazi, es la Gran Guerra Patria.

    La rendición incondicional de Alemania fue sellada el 8 de mayo de 1945 (en Moscú ya 9 de mayo), punto final de la Segunda Guerra Mundial en el continente europeo.

    Etiquetas:
    Serguéi Lavrov, Nicolás Maduro, Caracas
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook