En directo
    América Latina
    URL corto
    1511
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Cientos de migrantes centroamericanos cruzaron el río Suchiate, que marca la frontera natural entre Guatemala y México, hacia el territorio del sureño estado de Chiapas y marchan rumbo a la ciudad de Tapachula, a unos 40 kilómetros, confirmó a Sputnik un defensor de migrantes.

    "Los migrantes centroamericanos comenzaron a cruzar por la mañana el puente 'Suchiate II' sobre el río fronterizo, pudieron avanzar hasta la ciudad Frontera Hidalgo, donde están ahora entre 1.600 y 2.000 personas, según cálculos de observadores, casi todo hombres jóvenes, algunas familias con niños pequeños", confirmó vía telefónica a Sputnik Salva Lacruz, portavoz del Centro de Derechos Humanos "Fray Matías de Córdoba" de Tapachula que participa en una misión de observadores en la frontera sur mexicana.

    Esas personas, la mayoría procedente de Honduras, estuvieron varadas en la ciudad guatemalteca de Tecún Umán, y planearon desplazarse río arriba desde la madrugada del 23 de enero, para cruzar por el mencionado punto fronterizo, sin vigilancia, diferente al puente de peatones donde el pasado 20 de enero ocurrieron incidentes entre indocumentados y un contingente de la Guardia Nacional.

    "Las organizaciones sociales tememos que la jornada termine con un operativo de agentes de la Guardia Nacional, del Ejército y el Instituto Nacional de Migración (INM), porque la cantidad de efectivos en la zona es impresionante", advirtió Lacruz.

    El defensor de los derechos de los migrantes, quien trabajó en los últimos seis años en ese centro humanitario de la iglesia católica, agregó que "por experiencias previas, como la intervención de la Guardia Nacional para detener la caravana del 12 de octubre del año pasado, tememos que el operativo para lograr detener a todas estas personas puede ser muy violento".

    Una de las principales preocupaciones de la red de observadores de las organizaciones de la sociedad civil es que "un operativo de contención migratoria también puede generar muchos problemas humanitarios, como la separación de familias y extravío de niños y niñas".

    La zona de la frontera sur está infestada por bandas del crimen organizado dedicados al tráfico de personas y trata de mujeres y niñas.

    Los migrantes caminaron exclamando "¡Viva México!, ¡vamos pa’arriba!", según reportes de la televisión local.

    Los centroamericanos portan banderas de sus países, como Honduras, El Salvador y Guatemala, además de la de EEUU, adonde esperan llegar a pedir asilo.

    El objetivo de los migrantes es llegar a la frontera de México con EEUU, pero las autoridades mexicanas les ofrecieron unos 4.000 puestos de trabajo en sureste mexicano y rechazaron otorgarles una autorización para transitar legalmente hasta el norte del país.

    Etiquetas:
    migrantes, Centroamérica, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook