En directo
    América Latina
    URL corto
    2 0 0
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Los Legionarios de Cristo retiraron su "estado clerical" al sacerdote Fernando Martínez Suárez por abuso sexual de al menos ocho niñas después de que la Congregación para la Doctrina de la Fe del Vaticano le encontrara culpable al religioso octogenario, informó la congregación católica.

    "Los Legionarios de Cristo asumirán la responsabilidad de que Fernando Martínez lleve una vida que corresponda a su condición de religioso que ha perdido el estado clerical, y reafirman su determinación de recorrer el camino difícil y exigente de reparación y sanación", dice el comunicado.

    Después de 50 años desde la primera denuncia en contra del sacerdote, la congregación confirmó que son ciertos los abusos cometidos entre 1969 y 1993 contra al menos ocho niñas de entre seis y 11 años de edad, en sedes del Instituto Cumbres, de Ciudad de México y de Cancún (este).

    Por decisión del Vaticano, el sacerdote octogenario seguirá formando parte de esa congregación, que en noviembre del año pasado condenó en una investigación los actos cometidos por el sacerdote.

    Las pesquisas examinaron la actuación de los superiores de la Congregación que trataron este caso y pudieron constatar "la responsabilidad personal del padre Marcial Maciel, quien fue superior general hasta 2005" de los legionarios cristianos.

    La congregación también pidió perdón al sacerdote por los abusos que él mismo sufrió de su superiores.

    La Legión de Cristo responsabiliza a Maciel, que "como superior general tomaba las decisiones importantes sobre los sacerdotes".

    Cuatro días después de que el Papa Francisco eliminó el secreto pontificio, los Legionarios de Cristo admitieron en diciembre pasado que 175 menores de edad fueron víctimas de abusos sexuales por parte de 33 sacerdotes de la agrupación.

    Esa cantidad de víctimas incluye, al menos, 60 casos de su fundador, el padre Maciel.

    Etiquetas:
    violencia contra los niños, menores, abuso sexual, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik