01:16 GMT +315 Diciembre 2019
En directo
     Carabineros de Chile

    Víctimas de la represión en Chile acusan intención de la policía para dañar a protestantes

    © REUTERS / Henry Romero
    América Latina
    URL corto
    Violentas protestas se apoderan de Chile (214)
    120
    Síguenos en

    SANTIAGO (Sputnik) — La policía chilena está utilizando sus armas con el objetivo explícito de dañar a los manifestantes que protestan en las calles contra el Gobierno, dijo a Sputnik la vocera de la Coordinadora de Víctimas de Traumas Oculares de Chile, Marta Valdés.

    "Hay absolutamente una intención de dañar a los manifestantes; ellos tienen la preparación para hacer uso de sus armas, saben el daño que causan y saben que ese daño puede ser irreparable, pero aun así disparan", afirmó Valdés.

    La activista criticó el amplio uso que ha hecho Carabineros (policía militarizada) de las escopetas anti disturbios durante las múltiples manifestaciones ciudadanas de este último mes, que han dejado más de mil protestantes lesionados y 241 personas con heridas oculares.

    "Carabineros no está cumpliendo sus protocolos, y eso significa que van a seguir habiendo más heridos; a raíz de una represión brutal que hoy se ejerce contra quienes se manifiestan pacíficamente más gente va a perder sus ojos", advirtió.

    Valdés señaló que las policías están siguiendo órdenes para disparar sus armas en las manifestaciones, por lo que su organización exige la renuncia de la principal autoridad de Carabineros, el general director Mario Rozas.

    "El general debe hacerse responsable, él debería haber renunciado cuando aparecieron los primeros lesionados, y como Coordinadora también apuntamos la responsabilidad política del presidente (Sebastián) Piñera y de su Gobierno, que sigue respaldando el actuar de la policía", expresó.

    La coordinadora

    Valdés explicó que su organización se fundó durante el estallido social que atraviesa Chile para agrupar a las víctimas de la represión policial, principalmente a aquellas personas que han sufrido daños en sus ojos debido a disparos de perdigones o granadas lacrimógenas, con el objetivo de perseguir a los responsables políticos y penales.

    Debido a la represión policial, en este último mes un total de 161 personas han quedado con trauma ocular, 73 con lesión ocular, cinco con pérdida ocular y dos con estallido ocular, según las últimas cifras del Instituto Nacional de Derechos Humanos (INDH)

    Los casos más graves son los de Gustavo Gatica y Fabiola Campillay, dos personas que recibieron disparos de la policía y que perdieron completamente la vista en sus dos ojos para siempre.

    Valdés contó que la primera acción de la Coordinadora se realizó la semana pasada en las afueras del Palacio de La Moneda (sede del Gobierno), donde congregaron a cientos de personas a manifestarse con parches en los ojos para apoyar a las víctimas.

    "Nuestra organización busca justicia y reparación, evidenciar que los derechos humanos se deben respetar para que esto no se olvide y que no haya impunidad, y también para que esto nunca más se vuelva a repetir", dijo la activista.

    La vocera comentó que decidió participar en la agrupación después de que su hijo de 17 años recibiera un disparo con un lanza granadas lacrimógenas en la cara, dejándole un daño permanente en su ojo izquierdo que limita su visión.

    "Mi hijo fue a una marcha pacífica; en un momento se sentó a descansar y entonces recibió el impacto; el caso está siendo investigado por el INDH y la Fiscalía, pero la verdad es que creemos que es muy difícil que se identifique al carabinero en específico que disparó, es muy complejo determinarlo, por eso nosotros pedimos la renuncia de las autoridades, del general director", expresó Valdés.

    Asimismo, comentó que este martes la agrupación realizará una nueva manifestación frente a La Moneda, pidiendo "justicia y reparación" para las víctimas.

    Chile es escenario de tensión política y social desde las movilizaciones iniciadas el 14 de octubre contra el alza de 30 pesos (menos de un dólar) en el precio del pasaje del Metro de Santiago, que días más tarde fue anulada por Piñera.

    Las protestas no amainaron, y comenzaron a abarcar otros reclamos sociales, tomando un cariz mucho más intenso, que incluyó incendios y destrucción de varias estaciones de Metro, y decenas de manifestaciones en diversos lugares de Chile, con marchas y cacerolazos.

    Debido a las constantes denuncias de violaciones a los derechos humanos por el actuar de las Fuerzas Armadas y la policía, cuatro organizaciones internacionales realizaron investigaciones en terreno y hasta el momento dos de ellas, Amnistía Internacional y Human Rights Watch, entregaron sus conclusiones, ratificando las denuncias y dando recomendaciones al Gobierno.

    Se espera que en las próximas semanas también se entreguen los resultados de las misiones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y de la Oficina de la Alta Comisionada para los Derechos Humanos de las Naciones Unidas, la dos veces presidenta de Chile, Michelle Bachelet.

    Tema:
    Violentas protestas se apoderan de Chile (214)
    Etiquetas:
    violencia policial, protestas, Chile
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik