05:19 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Hackeo (imagen referencial)

    Una dirigente estudiantil espiada por la Policía chilena pide sanciones políticas y penales

    © AFP 2019 / Thomas Samson
    América Latina
    URL corto
    Violentas protestas se apoderan de Chile (185)
    0 10
    Síguenos en

    SANTIAGO (Sputnik) — Tras un ataque hacker a Carabineros de Chile (Policía militarizada) se reveló que varios dirigentes sociales son espiados y fichados, y una de ellas, la presidenta de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile, Emilia Schneider, dijo a Sputnik que espera que existan sanciones para los responsables.

    "Espero que el Gobierno se haga responsable, que el ministro de Interior y Carabineros asuman sus culpas por las violaciones sistemáticas a los derechos humanos que se están perpetrando en Chile", afirmó Schneider.

    Esta semana, en medio del estallido social que atraviesa Chile, el portal web local Interferencia dio a conocer un ataque informático realizado por dos grupos de hackers al sistema de Carabineros, exponiendo seis gigabytes de información clasificada.

    Entre los datos recogidos, se reveló que la policía introduce agentes encubiertos en actividades del tipo social o sindical para espiar a sus líderes, y en particular se filtró un informe redactado por un funcionario que se infiltró en un homenaje a los detenidos desaparecidos de la dictadura realizado en la Universidad de Chile, marcando a 12 personas como "blancos de interés", entre ellas, a Schneider.

    "Esto demuestra que existe persecución política en democracia, la Policía espía a los líderes, a quienes ponemos la cara, a quienes nos organizamos contra este modelo que ha precarizado al trabajador y a la gente", señaló.

    La dirigente estudiantil aseguró que esta práctica "vulnera todos los protocolos de Carabineros y claramente, también nuestros derechos humanos, esto es algo que se arrastra de la dictadura".

    Asimismo, Schneider explicó que hasta el momento nadie del Ministerio del Interior ni del Gobierno la contactó para referirse a la situación, afirmando que "yo me enteré por la prensa, cuando Interferencia me llamó para conocer mi opinión sobre el tema".

    "Es momento que el Gobierno se dirija al país y diga que se están violando los derechos humanos, deben rendir cuentas ante la gente y no solo ante los que nos vimos afectados", dijo.

    Schneider junto a otras víctimas del espionaje interpusieron una querella criminal en contra del director general de Carabineros, Mario Rozas y contra el ministro del Interior, Gonzalo Blumel, y a la vez se está tramitando un recurso de protección para que la institución cese las actividades de espionaje.

    También, la dirigente explicó a Sputnik que debió tomar una serie de precauciones para resguardar su seguridad tras lo ocurrido.

    Carabineros tiene seleccionados como blanco de interés a dirigentes sindicales, líderes sociales, autoridades de la Universidad de Chile, activistas por los detenidos desaparecidos en dictadura, dirigentes estudiantiles, el presidente del Colegio de Profesores, entre otros, según los datos revelados.

    Las movilizaciones comenzaron el 14 de octubre en Chile debido a un alza de 30 pesos (menos de un dólar) en el precio del pasaje del Metro de Santiago, que días más tarde fue anulada por Piñera.

    Sin embargo, las protestas no amainaron abarcando otros reclamos sociales y tomaron un cariz mucho más intenso.

    El Instituto Nacional de Derechos Humanos de Chile recibió denuncias por violaciones a los derechos humanos a raíz del actuar de la policía y militares, acusando torturas, abusos de poder, golpes y detenciones arbitrarias.

    Hasta el momento la cifra oficial es de 23 muertos, cinco de los cuales perdieron la vida a manos de efectivos de las Fuerzas Armadas y Carabineros.

    Tema:
    Violentas protestas se apoderan de Chile (185)
    Etiquetas:
    sanciones, espionaje, protestas, Chile
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik