02:56 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Silueta de una chica (imagen referencial)

    Activista: el plan del Gobierno argentino para frenar feminicidios no es suficiente

    CC0 / Unsplash
    América Latina
    URL corto
    Por
    0 0 0
    Síguenos en

    BUENOS AIRES (Sputnik) — El encuadre de seguridad elegido por el Gobierno argentino para luchar contra los feminicidios es insuficiente, dijo a Sputnik la coordinadora del movimiento feminista Mumalá (Mujeres de la Matria Latinoamericana), Silvia Ferreyra, tras el anuncio de un Plan Nacional de Seguridad para la Reducción de Femicidios.

    "Los femicidios exceden la problemática específica de seguridad, es el emergente de un proceso cultural profundamente arraigado en esta sociedad patriarcal que es la base de sustento de la violencia contra las mujeres y que tiene en los femicidios su expresión más aguda", señaló Ferreyra.

    A un mes de finalizar su gestión, el Gobierno argentino anunció este plan que tiene por objetivo reducir los asesinatos contra mujeres en un 30% durante los próximos tres años.

    "Apruébase el Plan Nacional de Seguridad para la Reducción de Femicidios", señala la Resolución 999/2019 del Ministerio de Seguridad publicada este 7 de noviembre en el Boletín Oficial.

    La iniciativa de la dependencia que conduce la ministra de Seguridad Patricia Bullrich tiene entre sus objetivos implantar un sistema de denuncias policiales por violencia de género, una medida que prometió el presidente, Mauricio Macri, cuando todavía aspiraba a ser reelecto en las elecciones generales del pasado 27 de octubre.

    La iniciativa del Ejecutivo saliente se compromete a establecer una mejor coordinación de las denuncias por violencia de género tanto dentro del Estado nacional como con los Estados provinciales y los organismos de cooperación policial internacional.

    El Plan Nacional contempla a su vez la sistematización de la información sobre los asesinatos de mujeres por violencia de género y la mejora de la atención a las víctimas que reciben a través de la línea 144.

    Los feminicidios "son la cara más cruenta y visible de la violencia contra las mujeres y este delito es uno de los principales desafíos que enfrentan los países latinoamericanos en materia de seguridad ciudadana", reconoce la resolución.

    El ministerio de Seguridad presume que disminuyó en un 23% la cantidad de homicidios totales entre 2015 y 2018, aunque reconoce que la tasa durante este mismo período se ha mantenido sin variaciones.

    Entre enero y octubre se perpetraron 226 feminicidios en Argentina, lo que representa un asesinato cada 32 horas, una cifra según el relevamiento periódico del observatorio de Mumalá adelantado por Sputnik la semana pasada.

    Enfoque integral

    Los relevamientos de feminicidios que Mumalá realiza desde 2015 señalan que nueve de cada diez víctimas convivían con sus agresores.

    En todo el territorio hay disponibles unas 750 tobilleras en 18 de los 24 distritos del país, "y sólo la mitad están en funcionamiento", añadió Ferreyra en relación a estos dispositivos electrónicos que se deberían utilizar ante denuncias por violencia de género.

    El movimiento feminista reclama que se declare en todo el territorio la emergencia nacional por violencia de género en un proyecto que contemple asistencia económica directa para las víctimas y "dispositivos que solucionen el problema de la vivienda para que el agresor se aleje de su víctima, sea con más refugios o más hogares".

    En todo caso, la solución del problema debe superar un enfoque punitivista, "si bien es necesario afianzar todos los dispositivos cuando la víctima denuncie a las fuerzas de seguridad o al sistema judicial", sostuvo la titular de Mumalá.

    La Ley Micaela, una legislación sancionada en enero de este año, que contempla capacitaciones sobre violencia de género para los funcionarios de los tres poderes del Estado, "reconoce la necesidad de capacitar a las fuerzas de seguridad y a otras instancias del Estado para hacer efectiva la atención a las víctimas", recordó la activista.

    Además, es necesario reforzar las tareas de prevención "para que las víctimas tengan a mano dónde asesorarse y reciban la atención de equipos interdisciplinarios".

    Por otro lado, una educación sexual integral debe implementarse en todas las provincias para no naturalizar situaciones que están relacionadas con la violencia de género.

    Los medios de comunicación también pueden tener un papel relevante para generar conciencia ante un caso de violencia de género.

    Dentro de un sistema integral que coordine la respuesta del Estado ante una víctima, la información al alcance no proviene fundamentalmente de las fuerzas de seguridad, como dice la ministra de Seguridad, "sino que hay otras instituciones que deben participar para alertar sobre situaciones de violencia que deben sistematizarse en un plan de diagnóstico", concluyó Ferreyra.

    El presidente electo, Alberto Fernández, prometió que una vez asuma a partir del 10 de diciembre creará un Ministerio de la Mujer.

    Etiquetas:
    violencia de género, violencia, plan, Argentina, feminicidios
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik