07:55 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Sebastián Piñera, presidente de Chile

    El presidente de Chile presenta al nuevo Gabinete

    © REUTERS / Marcelo Segura/Courtesy of Chilean Presidency
    América Latina
    URL corto
    Violentas protestas se apoderan de Chile (186)
    5718
    Síguenos en

    El mandatario de la República de Chile, Sebastián Piñera, presenta el 28 de octubre al nuevo Gabinete del país en la ciudad de Santiago de Chile.

    Así, el presidente sacó a varios ministros, entre ellos a su mano derecha, el ministro del Interior, Andrés Chadwick, luego de su cuestionado rol durante las masivas protestas ciudadanas.

    "El presidente de Chile, Sebastián Piñera, decidió aceptar la renuncia del ministro del Interior, Andrés Chadwick", informó el subsecretario del Interior, Rodrigo Ubilla, en la ceremonia de cambio de Gabinete.

    Su reemplazo es Gonzalo Blumel, ingeniero civil y que ejercía de ministro Secretario General de la Presidencia; es militante del partido Evópoli, el sector más liberal de la centro derecha, y es considerado uno de los políticos del oficialismo con mayor cercanía con la oposición.

    El manejo de Chadwick durante las protestas de los últimos días, donde murieron 19 personas y cinco de ellas a manos de efectivos de las Fuerzas Armadas, generó que una de las mayores demandas de la ciudadanía fuera su salida del Gobierno.

    El ministro venía siendo criticado desde el año pasado cuando decidió enviar un comando policial y militar a La Araucanía, quienes terminaron asesinado al comunero mapuche Camilo Catrillanca por la espalda. 

    Además, un grupo de parlamentarios anunció una acusación constitucional en su contra, la cuál según la carta magna chilena se puede aplicar incluso seis meses después de dejar su cargo, para establecer su responsabilidad política en las muertes.

    El nuevo Gabinete

    La contingencia en Chile obligó al mandatario a impulsar cambios y enroques en su equipo para conseguir políticos con mayor poder de conciliación entre los sectores, algo que confirmó el presidente minutos antes del cambio de gabinete, cuando escribió en su cuenta de Twitter que "este equipo tendrá la misión de escuchar y abrir diálogo hacia un Chile más justo".

    Además de Chadwick, el ministro de Economía, Juan Andrés Fontaine, también fue removido de su cargo por Piñera, luego de que una de sus frases fuera señalada como uno de los principales gatillantes de la molestia ciudadana, al invitar a la gente a "levantarse más temprano" para evitar el alza del precio del Metro de Santiago, por lo cuál debió salir a pedir disculpas; en su reemplazo, llegó al Gabinete Lucas Palacio, quien ejercía como subsecretario de obras públicas.

    El economista Felipe Larraín también dejó su cargo en el Ministerio de Hacienda, tras haber hecho declaraciones controvertidas durante la crisis, como cuando le consultaron sobre la baja del costo de la vida para los chilenos, y él contestó: "Para los románticos, ha caído el precio de las flores un 3,7%".

    ​El puesto de Larraín será ocupado por otro economista, Ignacio Briones.

    También salió de su cargo la portavoz de Gobierno, Cecilia Pérez, cuyo tono más duro se decidió reemplazar por la actual intendenta Karla Rubilar, a quien se considera como una política con mayor capacidad conciliadora.

    El presidente designó a Pérez en la cartera de Deportes, lo que fue consignado por los medios locales como un "premio de consuelo", y su reemplazo es la intendenta (alcaldesa) de Santiago, Karla Rubilar.

    Al cargo del ministro de Trabajo llegó la subsecretaria de Previsión Social, María José Zaldívar, abogada, a reemplazar al saliente ministro Nicolás Monckeberg.

    La lista la completó un exlíder estudiantil, Julio Isamit en Bienes Nacionales y Felipe Ward, exparlamentario y exministro, en la Secretaría General de la Presidencia.

    La semana pasada, el país suramericano fue golpeado por una serie de protestas que se convirtieron en un movimiento de quejas más amplias dirigidas a abordar el problema del aumento del costo de la vida y la conducta policial durante las manifestaciones.

    Durante ese fin de semana surgió la consigna: "No son 30 pesos, son 30 años", evidenciando que la gente se estaba manifestando ya no por el pasaje del Metro, sino por temas más de fondo, por injusticias que se arrastran hace tres décadas, desde la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990), y que, según muchos chilenos, se han ido profundizando también en democracia.

    El 19 de octubre el jefe del Estado anunció la suspensión de las subidas de las tarifas de transporte.

    A pesar de que lo novedoso de esta movilización es que no tiene un listado taxativo de exigencias, ni dirigentes ni organizaciones que la lideren.

    ​El mismo día, el Gobierno llamó a una emergencia nacional y movilizó a los militares en las calles, poniendo un toque de queda, levantado solamente el 27 de octubre.

    Para calmar a los manifestantes, Piñera tomó la decisión de despedir a todo su Gabinete el 26 de octubre y anunció la implementación de una "nueva agenda social".

    En la calle se pueden escuchar algunas de las principales demandas de la ciudadanía como: el fin al sistema de pensiones de vejez administrado por empresas privadas llamadas AFP (Administradoras de Fondos de Pensiones), la rebaja de la jornada laboral que actualmente es de las más largas de la región; el fin al sistema de financiamiento bancario de las universidades, que deja a los estudiantes endeudados por décadas; el alto precio de los medicamentos, entre muchas otras.

    El Instituto Nacional de Derechos Humanos de Chile (INDH) ha recibido una serie de denuncias sobre torturas, abusos de poder, golpes, y detenciones de parte de las Fuerzas Armadas en contra de civiles, y además reveló una denuncia de la existencia de un posible centro de torturas clandestino en la estación subterránea de Metro Baquedano en el centro de la capital; cuyos antecedentes ya fueron entregados a la Fiscalía para su investigación.

    Este 28 de octubre llegará a Santiago una misión de la alta comisionada de las Naciones Unidas, Michelle Bachelet, para monitorear las denuncias de violaciones a los derechos humanos.

    Tema:
    Violentas protestas se apoderan de Chile (186)
    Etiquetas:
    Sebastián Piñera, América Latina, Chile
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik