07:59 GMT +320 Noviembre 2019
En directo
    Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA)

    Almagro condena actos violentos en Bolivia y reafirma aceptación de auditar el escrutinio

    © AFP 2019 / Jim Watson
    América Latina
    URL corto
    Tensa situación en Bolivia tras las elecciones generales (106)
    0 16
    Síguenos en

    WASHINGTON (Sputnik) — El secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), rechazó en una sesión extraordinaria del Consejo Permanente los actos de violencia y ataques a instalaciones del poder electoral de Bolivia y ratificó que acepta la invitación para auditar el escrutinio.

    "Repudiamos los ataques a instalaciones del TSE, como cualquier acto de violencia. Estos ataques son negativos y además contraproducentes, porque se ha destruido material documental valioso para determinar lo ocurrido en la jornada electoral", dijo Almagro. 

    El secretario general sostuvo: "Hemos recibido una invitación a realizar una auditoría, primero mediante una llamada telefónica del presidente Evo Morales y luego presentada por nota por el canciller Diego Pary, lo que agradecemos y valoramos".

    Almagro agregó que "respondimos positivamente; en el día de hoy el presidente comunicó que respetará los resultados del TSE; si se nos pide la auditoría, solicitamos que no se den como finales los resultados computados hasta que termine la auditoría", agregó.

    El secretario general de la OEA defendió el informe preliminar presentado por la Misión de Observación Electoral (MOE) del organismo, que recomendó la celebración de una segunda vuelta para despejar dudas.

    "El informe de la MOE es vinculante para la Secretaría General de la OEA" dijo Almagro, quien defendió la presentación del informe preliminar, a solicitud algunos estados miembros.

    El canciller Pary dijo en la sesión extraordinaria que "el Gobierno de Morales respetará los resultados que se emitan por el TSE, pero queremos ser claros, defenderemos con la misma convicción el voto de los diferentes sectores, todos tienen el mismo valor, ninguno puede ser excluido por distancia o por ser de la zona rural, ningún voto puede ser excluido o eliminado, los indígenas o campesinos somos tan bolivianos como quienes viven en las ciudades", dijo Pary.

    El escrutinio oficial del Tribunal Supremo Electoral, con 99,9% de las actas computadas, otorgaba al presidente Morales una diferencia de algo más de 10 puntos porcentuales respecto de su contendor, el candidato opositor y expresidente Carlos Mesa.

    La Constitución boliviana exige que, en caso de no lograr mayoría absoluta, el primer candidato presidencial obtenga al menos 40% de los votos válidos, con una diferencia mínima de diez puntos sobre su principal rival, para ser declarado ganador de los comicios.

    Mesa, presidente de Bolivia entre 2003 y 2005, ha desconocido por anticipado la eventual reelección de Morales y lanzó desde el lunes pasado una campaña de "resistencia democrática" contra el cómputo oficial, cuando comenzaron a reducirse las posibilidades de una segunda ronda conforme avanzaba el cómputo electoral.

    Morales, por su parte, reiteró el miércoles su proclama anticipada de victoria, denunciando a la vez que las movilizaciones contra el cómputo serían parte de un golpe de Estado de la derecha.

    El avance del escrutinio, en el que Morales mantuvo una firme tendencia ascendente en los dos últimos días, había resultado obstaculizado desde la noche del martes por la destrucción de dos oficinas electorales regionales durante las protestas opositoras.

    Tema:
    Tensa situación en Bolivia tras las elecciones generales (106)
    Etiquetas:
    protestas, elecciones, Bolivia, Luis Almagro
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik