En directo
    América Latina
    URL corto
    101
    Síguenos en

    LA PAZ (Sputnik) — Una organización no gubernamental de Bolivia sembró dudas sobre las cifras de reducción de la pobreza que proclama con frecuencia el Gobierno de Evo Morales, alimentando una dura polémica entre oficialistas y opositores.

    "61 de cada 100 bolivianos son pobres multidimensionales", sentenció la ONG Centro de Estudios para el Desarrollo Laboral y Agrario [CEDLA] en un estudio que contradijo las cifras oficiales de pobreza, que señalan un reducción drástica de este flagelo en los últimos años gracias al crecimiento económico sostenido y las políticas de redistribución de ingreso.

    El estudio del CEDLA sostuvo que la alta incidencia de pobreza "multidimendional" se debía a que "la orientación de la política pública no garantiza la seguridad de ingresos para las y los bolivianos, además de que amplía las brechas de desigualdad en el acceso a recursos, oportunidades, participación política y seguridad ciudadana".

    La ONG, que publica con frecuencia informes que contradicen los reportes económicos y sociales oficiales, divulgó la investigación sobre pobreza en un momento de alta sensibilidad política, cuando transcurre la segunda semana de la campaña electoral y se avecina el informe al país que presentará el presidente Evo Morales el 6 de agosto, día de la Independencia Nacional.

    A diferencia del índice de pobreza generalmente aceptado que considera los ingresos económicos de las personas, el índice presentado por el CEDLA tomaría en cuenta además los bienes del hogar, la educación, el acceso a internet, empleo de calidad, salud y servicios básicos.

    El candidato opositor y expresidente Carlos Mesa (2003-2005) se anticipó el 30 de julio a la publicación del informe, comprometiéndose a reducir "drásticamente" la pobreza multidimensional, a la que consideró "ocultada en 13 años de propaganda manipulada", en alusión al tiempo que Morales lleva en el poder.

    "Nuestro país tiene todavía muchas carencias de acceso al bienestar, democracia y seguridad que vamos a resolver con soluciones efectivas", añadió Mesa en un mensaje vía Twitter.

    ​El vicepresidente Álvaro García respondió en un discurso que las cifras oficiales, avaladas por Naciones Unidas señalan que la extrema pobreza en Bolivia medida por ingresos se ha reducido en más de 50% bajo el Gobierno de Morales.

    "Nuestro país ha reducido la extrema pobreza del 39% que nos dejó Carlos Mesa (en 2005) al 15% en 2008 como producto de la política económica y social. Esas son las cifras reales de un país que tiene muchos desafíos pero avanza firmemente para superarlos", dijo García.

    Sostuvo que el índice presentado por el CEDLA era "propaganda política" o "cifra inventada".

    El vicepresidente no mencionó el índice general de pobreza, incluyendo pobreza moderada, que según el Instituto Nacional de Estadística era de casi 60% en 2005 y había bajado a 36,4% en 2017.

    García añadió que la reducción de la pobreza era la consecuencia más destacable del crecimiento económico logrado por Bolivia en los 13 últimos años, con un índice promedio anual de 5%, el más alto de Sudamérica.

    Ese crecimiento está acompañado por políticas de distribución del ingreso en forma de bonos para los sectores más vulnerables como estudiantes, ancianos y madres gestantes.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook