18:34 GMT +309 Diciembre 2019
En directo
    El máximo líder de las FARC, Rodrigo Londoño, alias Timochenko

    Líder del partido colombiano FARC considera que Jesús Santrich es un secuestrado

    © REUTERS / Jaime Saldarriaga
    América Latina
    URL corto
    0 20
    Síguenos en

    BOGOTÁ (Sputnik) — El máximo líder del partido Fuerza Alternativa Revolucionaria del Común (FARC), Rodrigo Londoño, también conocido como Timochenko, sostuvo que su correligionario Jesús Santrich está secuestrado en los calabozos de la fiscalía.

    Santrich "está secuestrado y hay que ver cómo se libera", dijo Timochenko, citado por la emisora local W Radio.

    El exguerrillero Seuxis Paucias Hernández Solarte, más conocido por su nombre de guerra Jesús Santrich, fue uno de los negociadores de paz de la ahora disuelta guerrilla Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) y está detenido desde abril del año pasado, aunque el 17 de este mes protagonizó una insólita operación de puesta en libertad que no duró más que unos segundos, cuando fue llevado e silla de ruedas a trasponer el portal de la cárcel La Picota, para ser detenido nuevamente por la supuesta comisión de delitos de narcotráfico y concierto para delinquir.

    Santrich está acusado por la fiscalía de Colombia y por Estados Unidos de un supuesto acuerdo para exportar 10 toneladas de cocaína hacia ese país por unos 15 millones de dólares.

    Los delitos habrían ocurrido entre junio de 2017 y abril de 2018, después de la firma del acuerdo de paz, por lo que no están comprendidos en los hechos contemplables por la justicia transicional, según la acusación.

    El partido FARC, surgido tras la desmovilización de la guerrilla, sostiene que se trata de un complot entre la fiscalía y EEUU para lograr la extradición de los antiguos comandantes guerrilleros y para desbaratar el acuerdo de paz.

    Timochenko también cuestionó al exjefe negociador de las FARC, Iván Márquez, quien permanece clandestino y la semana pasada señaló en una carta que el grupo rebelde jamás debió abandonar las armas, ya que ellas eran una prenda de garantía para que el Estado cumpliera los compromisos firmados en el acuerdo de paz.

    "Estamos comprometidos la gran mayoría de la dirigencia; en todo proceso ha habido dificultades y hubo gente que se queda en el camino, ¿qué le hacemos? El que se quedó se quedó", dijo Timochenko, en alusión a Márquez, contra quien EEUU también tendría un pedido de extradición, según versiones no oficiales que circulan en la prensa local.

    Santrich pareció cuestionar la postura de su partido en una carta difundida el 27 de mayo más temprano.

    "Flaco favor le hace a la unidad del partido (…) estigmatizar a quienes desde una posición crítica y autocrítica (...) y por salvaguardar sus propias vidas, actúan desde la distancia en defensa de los fundamentos "marulandistas" (en referencia a Manuel Marulanda Vélez, fundador de las FARC) y bolivarianos", señaló Santrich.

    Asimismo, insistió en que no se puede "echar la responsabilidad" de los incumplimientos a los miembros de FARC.

    "Es inadmisible pretender que la perfidia del régimen, que se configura con hechos como (...) el apresamiento mío, dependa de una responsabilidad diferente a la del Estado", dijo Santrich.

    El 27 de mayo también se conoció una carta de Márquez y de Hernán Darío Velásquez, 'El Paisa', en la que insisten en que la realidad de Colombia solo cambiará "si a la lucha por el futuro de la Nación se involucran los militares, que al final de cuentas son pueblo uniformado".

    Al final del documento hacen un llamado al Gobierno de Colombia a que cumpla el acuerdo de paz y se dé paso a la implementación de lo firmado.

    Márquez y 'El Paisa' permanecen en la clandestinidad desde mediados de 2018, cuando abandonaron el Espacio Territorial de Capacitación y Reincorporación de Miravalle (Caquetá, sur) asegurando que eran objeto de persecución.

    Decenas de excombatientes de la extinta guerrilla han sido asesinados desde la firma del acuerdo de paz.

    Más aquí: Liberación de Santrich "brinda una luz de esperanza en términos de seguridad jurídica"

    Un sobrino de Iván Márquez, Marlon Marín, fue quien habría fungido de señuelo para una operación de la agencia antidrogas de EEUU contra Santrich, según un video filtrado a la prensa en el que se ve al exguerrillero junto a Marín y a otros dos hombres que es imposible identificar y que serían los agentes encubiertos.

    De esa operación encubierta no fue informada la fiscalía general colombiana, según reconoció en una entrevista radial el fiscal renunciante Néstor Humberto Martínez.

     

    Etiquetas:
    secuestro, Jesús Santrich, FARC, Colombia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik