Widgets Magazine
17:37 GMT +322 Septiembre 2019
En directo
    Manos de indígena mexicano con un maní

    Tosepan Titataniske: la longeva cooperativa indígena que desafía a los megaproyectos en México

    CC0 / Pxhere
    América Latina
    URL corto
    Por
    0 170
    Síguenos en

    'Tosepan Titataniske' es una de las organizaciones autónomas más longevas de México. Con más de cuatro décadas, este movimiento cooperativo indígena de la sierra nororiental de Puebla es un ejemplo de que la unión hace la fuerza. Sputnik conversó con Aldegundo González, uno de sus integrantes, para acercarte su trabajo.

    En náhuatl, el nombre de la cooperativa significa 'unidos venceremos'. Es el nombre en su idioma que eligieron las comunidades maseual que un día se organizaron para hacer frente a la carestía que aquejaba a sus pueblos.

    De cinco comunidades fundadoras, la Tosepan tiene presencia ahora en 27 municipios del estado de Puebla y otros siete de Veracruz, con 37.000 familias afiliadas. Sus actividades económicas basadas sobre todo en la agricultura benefician indirectamente a 185.000 personas, más del 30% de la población de la sierra nororiental de Puebla, con un especial cuidado en los aspectos medioambientales.

    "A la par del trabajo cooperativo, en 2009 comenzamos a enfrentar amenazas al territorio. Junto a otras organizaciones construimos un ordenamiento ecológico territorial que está dentro del marco legal mexicano, para el municipio de Cuetzalan, en Puebla", dijo a Sputnik Aldegundo González.

    Más: Comunidades indígenas, aún invisibles en la Ciudad de México (1ª parte)

    El representante de la organización cooperativa relató a Sputnik cómo la amplia participación ciudadana en espacios comunitarios es un diferencial con otros ordenamientos territoriales construidos desde el Estado.

    "Es un instrumento de política para establecer la gestión ambiental. [Este tipo de políticas] son muy frías en ese sentido pero, al ser un órgano ciudadano, permitió que manejemos el territorio en base al conocimiento ancestral y el conocimiento que existe respecto a la gestión ambiental", dijo a Sputnik.

    Eso sirvió por un tiempo como una herramienta de defensa territorial, hasta que en 2014 apareció el monstruo de las concesiones mineras y otros megaproyectos de explotación del territorio indígena.

    "En 2014 se juntaban 160.000 hectáreas concesionadas que representan casi el 20% de la Sierra Norte. En ese amplio territorio, el trabajo compartido con otras organizaciones ha permitido que a través de la lucha no tengamos ningún proyecto instalado en el territorio", dijo González.

    En septiembre de 2014, en una asamblea con 3.000 personas provenientes de 200 pueblos de la zona, se fundó el Consejo Maseual Altepetajpianij, como consecuencia de la decisión de "hacer fuerte de manera legal a las concesiones mineras que afectan sobre todo a los municipios de Tlatlauquitepec, Yaonáhuac y Cuetzalan, que amenazaban 7500 hectáreas" explicó el integrante de Tosepan.

    Este asedio al territorio de los megaproyectos trajo un aumento de la violencia e inseguridad para las poblaciones locales. El año 2018 fue el de violencia más aguda. "Todo el año hubo ataques", recordó González.

    En una ocasión, dos integrantes de Tosepan fueron atacados a balazos mientras transitaban en un vehículo por la zona. En ese episodio, resultó herido el chofer del automóvil. El 14 de mayo de ese año, fue asesinado Manuel Gaspar Rodríguez, uno de los opositores a la imposición del proyecto de una subestación eléctrica en Cuetzalan (que no integraba Tosepan, pero sí el amplio movimiento de resistencia territorial).

    También: Comunidades indígenas, aún invisibles en la Ciudad de México (2ª parte)

    Como muchos otros luchadores sociales del estado de Puebla, Gaspar había sido encausado por su activismo, criminalizado durante el Gobierno del recientemente fallecido Rafael Moreno Valle (2011-2017). Este dirigente perdió la vida junto a su esposa, Martha Erika Alonso, en un accidente de avión, el 24 de diciembre de 2018.

    "Desde la cooperativa vemos que el Gobierno cambia, pero hay un marco legal establecido antes de su llegada que sigue vigente. La reforma energética trajo procesos como la fractura hidráulica para los que no basta con la voluntad de decir que ya no se va a hacer", sostuvo el integrante de la 'Tosepan'.

    González refiere al "fracking", una técnica altamente contaminante que se utiliza para extraer gas de esquisto, cuya prohibición en México fue mencionada en el discurso de asunción de Andrés Manuel López Obrador. Sin embargo, Rocío Nahle, secretaria de Energía, sostuvo recientemente que el fracking sí se llevaría adelante.

    "Una cosa es el decir, puede tener toda la voluntad, pero a nosotros que nos ha tocado caminar esos procesos, sabemos que los intereses son muy fuertes", afirmó González a Sputnik.

    Mientras tanto, Tosepan se prepara para editar un libro sobre su rica historia cooperativa, en el que recogen los testimonios desde los primeros fundadores hasta el presente. El volumen se presentará el 24 de febrero.

    Interesante: Presidente mexicano presenta programa para abordar pobreza indígena

    "Un objetivo central de este trabajo es recuperar la memoria histórica para que las futuras generaciones puedan conocer estos 40 años de trabajo. Uno de los principios que ha mantenido viva a la Tosepan es el relevo generacional", concluyó.

    Etiquetas:
    medio ambiente, economía, indígenas, cooperativa, Tosepan Titataniske, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik