En directo
    Un retrato de Marielle Franco, consejala brasileña asesinada

    Familiares de activista brasileña Franco asesinada piden justicia a 10 meses de su muerte

    © AP Photo / Silvia Izquierdo
    América Latina
    URL corto
    0 0 0

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — El asesinato de la concejala del ayuntamiento de Río de Janeiro (sureste) y defensora de los Derechos Humanos Marielle Franco cumple 10 meses, ocasión en que sus familiares aprovecharon para pedir a las autoridades compromiso con la investigación.

    "Son 10 meses de indignación, de rabia y de mucho dolor; no solo es el sentimiento de una familia, ya es algo mundial, queremos justicia para una mujer que fue elegida democráticamente", comentó la hermana de Marielle, Anielle Franco, en una rueda de prensa organizada por Amnistía Internacional Brasil.

    Marielle Franco pertenecía al Partido Socialismo y Libertad y era una destacada líder en defensa de los derechos de mujeres, negros, habitantes de las periferias y del colectivo Lesbianas, Gais, Bisexuales, Transexuales e Intersexuales.

    Fue asesinada el 14 de marzo de 2018 de varios disparos en la cabeza en el centro de Río de Janeiro, junto a Anderson Gomes, el conductor del vehículo en que viajaba, que también murió en el acto.

    Las investigaciones, que apenas han avanzado desde entonces, están siendo comandadas por la Policía Civil de Río de Janeiro, que depende del Gobierno de este estado, desde este mes en manos del gobernador Wilson Witzel, simpatizante del presidente brasileño, el ultraderechista Jair Bolsonaro.

    Los familiares de Franco expresaron temores con la dirección que pueda tomar el caso debido a los antecedentes de Witzel: durante la campaña electoral, el ahora gobernador apareció en un acto en el que otros candidatos de ultraderecha, ahora diputados, rompían una placa en homenaje a la concejala.

    No te lo pierdas: Asesinato de Marielle Franco lanza a la política brasileña a mujeres negras y de la favela

    La coordinadora de investigaciones de Amnistía Internacional Brasil, Renata Neder, afirmó que "es un episodio grave y preocupante (…) atacar una placa de homenaje a una concejala es una actitud incompatible con los cargos públicos que esas personas ocupan a día de hoy".

    La portavoz de Amnistía Internacional pidió que el nuevo gobernador de Río exprese públicamente su compromiso con la resolución del caso, y remarcó que es importante poner en marcha un mecanismo externo e independiente que monitorice las investigaciones.

    En noviembre pasado el entonces ministro de Seguridad Pública, Raul Jungmann, informó que un complot integrado en parte por autoridades del Estado estaría interfiriendo para dificultar la resolución del caso, por lo que la Policía Federal (que depende del Gobierno central) abrió una indagatoria de la investigación.

    Además: Viuda de concejala Marielle Franco denuncia ante la ONU indiferencia del Estado de Brasil

    La representante de Amnistía Internacional también se pronunció sobre el ataque sufrido el pasado fin de semana por la diputada del estado de Río de Janeiro Martha Rocha (Partido Democrático Laborista), cuyo vehículo fue atacado con disparos la mañana del domingo en la zona norte de Río.

    Rocha dirigió la Policía Civil de Río de Janeiro hace años y, según sus palabras, estaba en el punto de mira de milicia; Amnistía Internacional pidió que se investiguen los hechos hasta el final.

    Neder subrayó que es impresionante la cantidad de ataques y atentados perpetrados en Brasil, y de forma más específica en la periferia de Río de Janeiro, contra parlamentarios y candidatos políticos.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    derechos humanos, mujeres, asesinato, Marielle Franco, Brasil