En directo
    Un poster con el retrato de Jair bolsonaro

    Todo listo en Brasilia para la toma de posesión de Bolsonaro

    © REUTERS / Sergio Moraes
    América Latina
    URL corto
    216

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — El líder ultraderechista Jair Bolsonaro se convertirá el 1 de enero en el presidente de todos los brasileños, tras una ceremonia en la capital, Brasilia, revestida de amplias medidas se seguridad y a la que acudirán diversos mandatarios extranjeros.

    Los actos empezarán pasadas las 14 horas horario local (16 horas GMT), cuando el presidente electo y su esposa, Michelle Bolsonaro, se reunirán en la catedral metropolitana de Brasilia con el futuro vicepresidente, el general Antônio Hamilton Mourão y con su esposa, Paula Mourão.

    Desde ahí el desfile presidencial les llevará por el eje monumental de Brasilia, donde se espera que se congreguen decenas de miles de personas, hasta el Congreso Nacional.

    Bolsonaro será recibido por el presidente de la Cámara de Diputados, Rodrigo Maia, y por el presidente del Senado, Eunício Oliveira; allí jurará el cargo de presidente y pronunciará un discurso ante los parlamentarios.

    Al salir del Congreso Nacional, recibirá honores militares y continuará hacia el cercano Palacio de Planalto, la sede del Gobierno, donde el presidente saliente Michel Temer le entregará la banda presidencial.

    Allí pronunciará un discurso a la nación (tradicionalmente más breve que el dedicado al poder legislativo), nombrará de forma oficial a sus 22 ministros y después saludará a las delegaciones de otros países presentes en la ceremonia.

    Los actos de la jornada finalizarán con una recepción en el Palacio de Itamaraty, sede del ministerio de Relaciones Exteriores.

    Todos los actos estarán marcados por estrictas medidas de seguridad: habrá 12.000 militares y policías repartidos en los principales escenarios de la ceremonia en Brasilia, el espacio aéreo de la ciudad estará cerrado, y habrá disparadores de élite colocados en puntos estratégicos.

    Más: Prohíben el uso de drones en Brasilia por seguridad en la toma de mando de Bolsonaro

    El propio Bolsonaro usará un chaleco antibalas, y su equipo de seguridad no descartó hasta el final que el tradicional desfile, que se hace en un Rolls Royce convertible de los años 50, se haga con el vehículo cerrado para preservar aún más su integridad física.

    La explanada de los ministerios y las calles cercanas están cerradas al tráfico desde el 30 de diciembre, y los simpatizantes que quieran acercarse a ver el desfile serán registrados uno a uno y no podrán llevar ni mochilas ni botellas de agua.

    Aunque la Cancillería no divulgó un lista oficial, aseguró que 60 delegaciones extranjeras participarán en la investidura, con 12 jefes de Estado, tres vicepresidentes, 11 cancilleres, 16 enviados especiales y tres directores de organismos internacionales.

    También: Bolsonaro asegura que su Gobierno apuntará a reducir la interferencia del Estado

    Según el diario O Globo, está confirmada la presencia de los líderes de los países vecinos, como Mauricio Macri (Argentina), Sebastián Piñera (Chile), Mario Abdo Benítez (Paraguay), Tabaré Vázquez (Uruguay), Iván Duque (Colombia) y Martín Vizcarra (Perú), así como Evo Morales (Bolivia), único representante de las llamadas izquierdas bolivarianas.

    Faltarán los representantes de Cuba (Miguel Díaz-Canel) y Venezuela (Nicolás Maduro), que fueron vetados por expreso deseo del equipo de Bolsonaro después de que el Gobierno en funciones de Temer hubiera cursado las invitaciones.

    Además: El presidente de México no asistirá a la toma de posesión de su par brasileño

    Aunque el propio Bolsonaro especuló con la presencia de Donald Trump EEUU enviará a su secretario de Estado, Mike Pompeo.

    La delegación de Rusia estará encabezada por el presidente de la Duma de Estado, Viacheslav Volodin, mientras que el vicepresidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular, Ji Bingxuan, será el representante de China.

    Entre las ausencias en la ceremonia también estarán las de diputados de la oposición de la izquierda del Partido de los Trabajadores (PT) y del Partido Socialismo y Libertad (PSOL).

    El partido del expresidente Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2011) argumentó en un comunicado que no tolera discursos y acciones que estimulan "el odio, la intolerancia y la discriminación", en referencia a Bolsonaro.

    Bolsonaro se impuso a Fernando Haddad en la segunda vuelta electoral con el 55,1% de los votos, frente al 44,8% del candidato de la izquierda, y gobernará Brasil durante cuatro años, hasta el 1 de enero de 2023. 

    Etiquetas:
    inauguración, Jair Bolsonaro, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik