00:40 GMT +311 Diciembre 2019
En directo
    Estación de gasolina de la compañía venezolana PDVSA

    Posible aumento de gasolina en Venezuela genera incertidumbre en habitantes de Caracas

    © REUTERS / Marco Bello
    América Latina
    URL corto
    410
    Síguenos en

    CARACAS (Sputnik) — El posible aumento del precio del combustible en Venezuela a tarifas internacionales genera incertidumbres en los ciudadanos entrevistados por Sputnik en la capital, quienes aunque consideran que sería apropiado elevar el importe del crudo, rechazan que se haga un subsidio a través del carnet de la patria.

    "Yo creo que deben aumentarla, porque realmente se paga menos que una propina, pero no sé si sea gusto que para quienes se nieguen al carnet de la patria el precio sea internacional; es como si nos pusieran un castigo por no aceptar sus instrumentos partidistas", dijo a esta agencia Alberto González, comerciante de la zona de Petare, al este de Caracas.

    Actualmente, Venezuela posee el combustible más barato del mundo.

    De acuerdo a los marcadores paralelos en Venezuela un dólar cuesta 5.300.000 bolívares (moneda local) y la tasa oficial de remesas es de 4.000.000 de bolívares por dólar.

    En este país sudamericano un litro de gasolina de 91 octanos equivale a un bolívar, es decir, 0,00000019 centavos de dólar a la tasa paralela, y 0,00000025 a la oficial de remesas, mientras que la de 95 octanos es de seis bolívares el litro.

    Con este precio llenar el tanque de una camioneta de 76 litros y de 95 octanos, sería igual a 456 bolívares, por lo que podría decirse que, en Venezuela, echar gasolina, cuesta tres veces menos que una botella con agua de 600 mililitros, en cualquier comercio de la ciudad.

    Aumento necesario

    Para los consultados por esta agencia en diversos puntos de Caracas el aumento del combustible es "necesario".

    "Claro, no me niego a que aumenten la gasolina, porque es ridículo lo que se paga, de verdad, lo que no me gusta es que me obliguen a sacarme un carnet, que, además, ellos han utilizado para sus fanáticos", dijo Doris Fuentes, en una estación de servicio del oeste de la ciudad.

    Otros se oponen a la carnetización, pero admiten que prefieren recurrir a ella, antes que quedar fuera del subsidio.

    "Yo honestamente solo me saco este carnet, porque no puedo pagar un tanque de gasolina en dólares", dijo a esta agencia Diego Urdaneta.

    El presidente Nicolás Maduro advirtió que quienes se nieguen a inscribirse en el censo nacional del parque automotor no gozarán de un subsidio especial que está previsto, pero del cual no ofreció mayores detalles.

    "Aquellas personas que no atiendan el llamado al censo, a participar del subsidio directo, tendrán que pagar el combustible al precio internacional", sostuvo el jefe de Estado.

    Venezuela, aunque posee la gasolina más barata del mundo, también tiene uno de los salarios mínimos más bajos.

    Tema relacionado: PDVSA inicia abasto de combustible en el sur de Venezuela por escasez y contrabando

    En base al último aumento que hizo el mandatario, en el mes de junio, el salario mínimo es 5.196.000 bolívares, lo que equivale a 0.98 centavos de dólar a la tasa paralela y 1,29 a la oficial de remesas.

    Ante ello, Andrea Tovar, quien percibe cada mes cerca de cuatro dólares mensuales, expresó su preocupación por las implicaciones que pueda tener la medida.

    "Me han dicho que podré llenar mi tanque solo dos veces a la semana, pero vivo en Guarenas (periferia capitalina), es decir, si me dicen que solo podré llenar mi tanque dos veces por semana con el subsidio, no podría ir a mi trabajo, o tendría que irme en transporte público, cosa que es imposible, por la escasez de dinero en efectivo y por el mal estado del transporte público", explicó.

    Hasta el momento, el Gobierno no ha explicado con detalles cómo funcionará el subsidio, ni cuándo entrará en vigor el aumento, o si habrá algún racionamiento semanal.

    Te puede interesar: Claves para entender por qué EEUU no se mete con el petróleo venezolano

    Sin embargo, el analista económico Luis Vicente León, director de la encuestadora Datanalisis, afirmó a Sputnik que estas decisiones forman parte de un paquete de medidas que buscan hacer frente a la crisis inflacionaria que vive la nación caribeña.

    "Estamos frente a lo que podríamos llamar el programa de ajustes económicos del presidente Nicolás Maduro a la crisis de hiperinflación", expresó.

    León señaló que eliminar el subsidio a la gasolina en Venezuela y tratar de que este sea solamente para los sectores más vulnerables tendría un efecto positivo en la economía, pero destacó que debería ocurrir lo mismo con otros servicios, como la electricidad, la telefonía y el agua, entre otros.

    De acuerdo con el Fondo Monetario Internacional, Venezuela presenta la inflación más alta de América Latina, y está previsto que cierre este año con 1.000.000 de inflación y un retroceso de 18 por ciento de su Producto Interno Bruto.

    Esta situación se suma a la caída de la producción de crudo (principal ingreso del país) que solo en julio retrocedió 47.500 barriles diarios, de acuerdo con la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP).

    También: Maduro anuncia cinco puntos para recuperar la economía venezolana

    Ante esta situación el Gobierno venezolano ha anunciado un plan de recuperación económica, que hasta el momento incluye también la liberación del precio del dólar, controlado por el Estado desde el año 2003.

    Además:

    Producción de crudo venezolano cayó a menos de 1,5 millones de barriles diarios
    AIE: Venezuela continuará reduciendo extracción de petróleo hasta 2023
    Maduro advierte que regulará precios de productos básicos por "las buenas o las malas"
    China otorga crédito de $5.000 millones a Venezuela para producción petrolera
    Etiquetas:
    petróleo, gasolina, combustible, crudo, OPEP, Nicolás Maduro, Venezuela
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik