En directo
    América Latina
    URL corto
    110
    Síguenos en

    SANTO DOMINGO (Sputnik) — Expresidentes de América Latina creen que la reunión entre el Gobierno y la oposición de Venezuela, prevista para el 18 de enero en República Dominicana, será clave para la solución del conflicto que atraviesa la nación caribeña.

    "A través del diálogo es que debe buscarse una solución a un momento tan difícil, que es una crisis extrema que vive Venezuela, que ya no tiene solamente la condición de crisis política, sino de crisis humanitaria", dijo a la prensa el expresidente de Bolivia, Carlos Mesa (2003 — 2005), durante el IV Foro Internacional de Santo Domingo.

    En el encuentro, que se realizó en el auditorio de la Fundación Global Democracia y Desarrollo, el expresidente guatemalteco Vinicio Cerezo (1986 — 1991) recordó que el proceso de diálogo que su país llevó adelante durante su mandato fue la única vía que le permitió superar 36 años de guerra.

    "Nosotros tuvimos en Guatemala 36 de guerra, y la única manera que se resolvió el problema fue sentándonos a discutir, a hacer acuerdos de paz y abrir procesos de participación política", añadió.

    Diálogo en puerta

    Las comitivas del Gobierno y la oposición de Venezuela tienen una nueva cita en la Cancillería de República Dominicana, que estará encabezada, al igual que las cinco anteriores por el presidente anfitrión, Danilo Medina, su canciller Miguel Vargas y el expresidente español José Luis Rodríguez Zapatero (2004 — 2011).

    Esta agencia pudo constatar que la cita está prevista para las 10:00 hora local (14:00 GMT).

    Se espera la participación de los cancilleres de Bolivia y Nicaragua, así como de un representante de San Vicente y las Granadinas.

    Acompañamiento en vilo 

    Aún está por confirmarse si acudirán a la cita los ministros de Relaciones Exteriores Luis Videgaray, de México, y Heraldo Muñoz, de Chile, quienes afirmaron antes de las reuniones del 12 de enero que su decisión de continuar acompañando el proceso dependía de los resultados que diera aquel encuentro.

    Sin embargo, ambos países asistieron a la cita del día 13 mediante sus embajadores, lo que indicaría que se mantenían en la mesa, al menos hasta ese encuentro.

    En sus últimas declaraciones sobre el diálogo venezolano el ministro chileno Muñoz destacó que los países acompañantes estaban haciendo esfuerzos por un "acuerdo concreto”.

    "Los facilitadores hemos hecho un esfuerzo para llegar a un acuerdo concreto, que signifique una salida electoral a la crisis que vive Venezuela, y espero que (el sábado 13) se logre avanzar a algo más definitivo", puntualizó el jefe de la diplomacia chilena.

    Al concluir esa reunión, los garantes y los jefes de las delegaciones coincidieron en que "nada está acordado hasta que todo esté acordado".

    El presidente Medina apuntó que, aunque hubo avances "importantísimos", no se divulgaría nada hasta tener listo el "paquete de acuerdos".

    Desde el primer encuentro con la presencia de los países garantes, que se celebró el pasado 1 y 2 de diciembre, las partes señalaron que había "importantes avances" e indicaron que estaban discutiendo una agenda de seis puntos.

    Aún se desconoce cuáles serían esos avances.

    Pero los temas sobre la mesa son: situación de la Asamblea Nacional (parlamento unicameral) de mayoría opositora; reconocimiento nacional e internacional de la Asamblea Constituyente, integrada solo por oficialistas; liberación de políticos presos; cooperación internacional para el suministro de alimentos y medicamentos; garantías para las elecciones presidenciales de este año, y levantamiento de las sanciones internacionales.

    Lea también: Grupo de Lima analizará en Chile negociaciones entre Gobierno venezolano y oposición

    El parlamento fue declarado en desacato por el Tribunal Supremo de Justicia a mediados de 2016, por lo que todas sus decisiones son consideradas nulas e írritas por el Gobierno de Venezuela, mientras la oposición exige que se le restituyan sus funciones.

    A su vez, la Constituyente con poderes plenipotenciarios fue elegida en medio de protestas contra su conformación que dejaron 124 muertos, y varios países de América Latina y el mundo decidieron desconocerla, asegurando que se creó para otorgar el poder absoluto al presidente Nicolás Maduro.

    Estos hechos desencadenaron sanciones de Estados Unidos, Canadá y la Unión Europea.

    Las medidas aplicadas por Washington son las que más han afectado la economía del país caribeño, según denuncia su Gobierno, pues además de penalizar a funcionarios, como el propio Maduro y otros altos cargos, impiden a la principal industria de ese país, Petróleos de Venezuela y al Estado refinanciar su deuda externa, cercana a los 150.000 millones de dólares.

    En medio de esta situación y la caída de los precios del crudo, del cual dependen el 96% de los ingresos del país suramericano, la población ha sufrido las consecuencias con escasez de alimentos y medicamentos y una inflación sin precedentes.

    Caso Óscar Pérez

    Otro elemento que estará presente en esta reunión es la muerte del exinspector de la policía científica de Venezuela, Óscar Pérez, y sus seis acompañantes, quienes se sublevaron contra el Gobierno de Maduro el pasado 27 de junio y resultaron abatidos en un cruento operativo en el oeste de Caracas.

    El ministro de Interior, Néstor Reverol aseguró que a los cuerpos de seguridad les fue posible localizar a Pérez mediante informaciones obtenidas en la mesa de diálogo en Santo Domingo.

    "En el marco del diálogo por la paz, algunos dirigentes políticos dieron información importante sobre la ubicación presuntamente de este grupo terrorista, dónde se encontraba; nos llevó a un lugar en la parroquia El Junquito (oeste de Caracas) (…) donde se encontraba está célula terrorista", indicó Reverol.

    Estas declaraciones provocaron el rechazo de la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD), que emitió un comunicado para exigirle al Gobierno, a través de carta dirigida al presidente Medina, aclarar tales afirmaciones que son "falsas".

    En el texto la MUD califica como "muy grave" lo ocurrido en el caso de Pérez, quien "ha sido ejecutado extrajudicialmente en un operativo militar".

    Además, la MUD considera que "acusaciones tan graves como estas" ponen en duda la voluntad del Gobierno de avanzar en la construcción de un acuerdo que genere estabilidad en la nación, y "comprometen" el proceso de negociación.

    Por tanto, la MUD pide al presidente Medina que realice un llamado al respeto en la mesa de diálogo. 

    Además:

    Dirigente opositor venezolano cree que 2018 será el año de la transición para su país
    Experto de la ONU cree que liberación de opositores es positiva para diálogo en Venezuela
    HRW llama a entregar el cuerpo del venezolano Óscar Pérez a sus familiares
    Etiquetas:
    oposición, diálogo, República Dominicana, Venezuela
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook