En directo
    Una foto de Pinochet con bandera chilena del fondo

    Organización de DDHH chilena denuncia debilidad de investigaciones sobre dictadura

    © AP Photo / Claudio Santana
    América Latina
    URL corto
    0 20

    SANTIAGO (Sputnik) — Las investigaciones sobre los casos de detenidos desaparecidos durante la última dictadura en Chile (1973-1990) han sido débiles pues no se han enfocado en encontrar a las personas, dijo a Sputnik Erika Hennings, integrante de la mesa de trabajo de la organización pro derechos humanos, Londres 38.

    "A pesar de que la justicia ha podido identificar a algunos de los autores de determinados crímenes relacionados a detenidos desaparecidos, estas investigaciones han sido débiles y no han podido dar con el destino de las personas", afirmó.

    Hennings forma parte de la mesa de trabajo de Londres 38, organización sin fines de lucro que trabaja con víctimas y familiares de la represión de la dictadura del general Augusto Pinochet para "contribuir a la verdad y a la justicia" respecto de los crímenes cometidos durante el Gobierno militar.

    Detenida y torturada junto a su esposo Alfonoso Chanfreau en julio de 1974 por pertenecer a organizaciones de oposición al régimen militar, Hennings sobrevivió, aunque no así su esposo, quien hasta el día de hoy permanece desaparecido.

    "Los casos de detenidos desaparecidos no se han resuelto como se espera ya que las investigaciones no se enfocan en resolver el destino de las personas", comentó.

    Hennings aseguró que hasta hoy "ningún paradero de detenido desaparecido se ha resuelto a través de una investigación judicial".

    Lea también: "En Chile no se ha podido arrancar el veneno de los dientes a los defensores de Pinochet"

    "Como Londres 38 nos hemos entrevistado en los últimos años con dos presidentes de la Corte Suprema planteándoles justamente esta inquietud, y a pesar de que hemos percibido una disposición de parte de los jueces en este tema, los avances aún son débiles", dijo.

    Justicia

    Según las cifras que maneja la organización, fueron cerca de 1.300 los agentes de la dictadura que participaron en asesinatos, apremios ilegítimos y torturas, de los cuales cerca de 140 cumplen condena efectiva.

    Para Hennings, la labor de la justicia se ha dificultado porque "tanto las Fuerzas Armadas como algunos civiles aún mantienen vigentes sus pactos de silencio" para no revelar información.

    "Existe silencio en las fuerzas armadas y complicidad de algunos civiles, como empresarios y políticos; y las autoridades tampoco han apoyado para que se develen estas verdades", explicó.

    Hennings añadió que algunos empresarios cumplieron un "rol fundamental" para ayudar al régimen de Pinochet a ejecutar las desapariciones, e incluso a principios de octubre su organización presentó una querella en contra de la empresa chilena Pesquera Arauco bajo sospechas de que habrían facilitado la comisión de algunos de estos crímenes.

    Lea también: Chile afirma que apertura de informe de la dictadura no expondrá a víctimas

    "Algunos empresarios pusieron todos los recursos necesarios a disposición de los aparatos de inteligencia y de todo el aparataje represivo para que estos pudieran funcionar y para que cumplieran los objetivos de anular a los movimientos de resistencia", aseguró.

    Elecciones

    Hennings comentó que Londres 38 ha estado pendiente del escenario político y lo que vaya a pasar en las elecciones presidenciales del 19 de noviembre.

    Contó que su organización elaboró un documento donde se expuso cuáles son los principales problemas en torno a los temas de derechos humanos y cuáles los objetivos a conseguir, el cual fue entregado a cada uno de los ocho candidatos a La Moneda (sede del Gobierno).

    Consultada por cuál de ellos se acercó más a las metas de Londres 38, Hennings comentó que fue la candidata de la coalición de izquierda Frente Amplio, Beatriz Sánchez.

    "Vimos el programa de Sánchez y descubrimos que había en este una gran coincidencia con nuestras propuestas de temas de derechos humanos", dijo.

    Lea también: Presidenta de Chile anuncia medidas para acelerar juicios por crímenes de la dictadura

    A su vez afirmó que en el otro extremo se encuentra el candidato de derecha, José Antonio Kast, quien no llama "dictadura" al régimen de Pinochet y que ha defendido algunos aspectos de ese periodo.

    "No creo que Kast vaya a salir (presidente), pero creo que es consistente con las propuestas de la ultraderecha; no espero nada distinto de él y todo lo que dice es condenable, pero nosotros no entraríamos en discusión con él", afirmó.

    Londres 38 tiene su sede en una casona ubicada en Santiago (centro) la cual fue utilizada durante la dictadura como un lugar de detención y tortura en contra de los opositores al régimen.

    Cifras oficiales indican que cerca de 28.000 personas fueron torturadas, 3.197 fueron asesinadas o desaparecidas y unas 200.000 fueron obligadas al exilio durante la dictadura de Pinochet. 

    Además:

    Justicia chilena condena a 24 exagentes de la dictadura de Pinochet
    "Queremos cambiar la herencia de la dictadura de Pinochet que todavía existe en Chile"
    Alemania busca esclarecer crímenes de Colonia Dignidad durante dictadura chilena
    Exagente de dictadura chilena pide asilo en la embajada de España
    Etiquetas:
    dictadura, investigación, Chile
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik