Widgets Magazine
00:39 GMT +319 Octubre 2019
En directo
    Estela de Carlotto, presidenta de la organización Abuelas de Plaza de Mayo (archivo)

    Abuelas de Plaza de Mayo: DDHH retroceden en Argentina

    © REUTERS / Ginnette Riquelme
    América Latina
    URL corto
    203
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — Los derechos humanos han sufrido un retroceso bajo el Gobierno argentino de Mauricio Macri, tal como muestran los casos del joven Santiago Maldonado y de la activista Milagro Sala, dijo la presidenta de la organización Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, en el marco de las audiencias de la CIDH en Montevideo.

    "Nunca lo hemos comparado [al Gobierno de Macri] con una dictadura, pero con una dictadura uno sabía que el enemigo era ese y era tremendo; ahora tenemos un Gobierno elegido, estamos en democracia y es gravísimo que ocurran casos como el de Maldonado o Milagro Sala, que son emblemáticos", dijo De Carlotto a la prensa tras su intervención en una audiencia del 165 período de sesiones de la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos (CIDH).

    De Carlotto lamentó que en esa audiencia, los representantes del Estado argentino se refirieran "siempre a un tiempo anterior para justificar lo mal que lo están haciendo" actualmente en materia de derechos humanos.

    La activista pidió que el Poder Ejecutivo restablezca las políticas públicas desmanteladas desde el inició del Gobierno de Macri en diciembre de 2015 y reclamó que se consolide lo avanzado en los últimos años en cuanto al proceso de memoria, verdad y justicia sobre los crímenes de la última dictadura (1976-1983).

    "Para recuperar lo perdido [es necesario] crear nuevamente un funcionamiento activo de gente experta y no estar sacando gente que tiene una experiencia acumulada y una seriedad de trabajo enorme, poniendo improvisados y otros errándola, que es peor", añadió De Carlotto a los medios.

    En Argentina no hay independencia de poderes, sostuvo.

    También aseguró que el Gobierno tiene responsabilidad en el caso del artesano Santiago Maldonado, cuyo cuerpo fue hallado en el río Chubut, cerca de donde había desaparecido el 1 de agosto mientras escapaba de un operativo de la Gendarmería contra una protesta de una comunidad mapuche de la que participaba.

    "La misma ministra de Seguridad (Patricia Bullrich) dijo que no iba a reconocer nunca que era una desaparición forzada ni que la Gendarmería estuviera involucrada, (lo cual) está más que probado porque hay testigos", dijo De Carlotto.

    La presidenta de Abuelas añadió que "ahora los científicos están evaluando [estudios complementarios de la autopsia], pero va mucho más allá de eso porque hay una historia visible que no dice nada de lo que dice el Estado de que se ahogó, que fue un accidente, que quiso huir, pero una persona no puede estar 80 días en el agua sin ser vista".

    Si bien en la autopsia no se detectaron lesiones en el cuerpo del joven de 28 años, el peritaje debe aún determinar la fecha y causa de la muerte, lo que llevará dos semanas más.

    Lea más: Lanzan campaña internacional por libertad de activista Milagro Sala

    Durante los casi tres meses en que estuvo desaparecido Maldonado, volvió a primer plano el drama de la desaparición forzada que vivió este país bajo el régimen militar.

    Otro caso importante es de la dirigente social Milagro Sala, quien el pasado 14 de octubre fue trasladada desde una vivienda en la que cumplía prisión domiciliaria desde hacía 44 días a la cárcel en la que estuvo detenida desde enero de 2016, después de que así lo decidiera un juez de la provincia de Jujuy (norte).

    La líder de la organización barrial Túpac Amaru acumula varias causas penales en su contra.

    En una de ellas, fue acusada de sustraer 29 millones de pesos (unos 1,9 millones de dólares) que estaban destinados a construir viviendas sociales.

    Más aquí: "Caso de joven desaparecido en Argentina revive los peores fantasmas del país"

    De Carlotto también recordó la lucha que mantiene su organización para restituir a sus legítimas familias los bebés que fueron sustraídos a presos políticos y dados en adopción ilegal por cómplices o agentes de la dictadura.

    La activista animó a que Uruguay siga luchando por memoria, verdad y justicia para las víctimas de la dictadura que también sufrió ese país (1973-1985).

    "Hay que seguir lo que sea para que no vuelva a pasar, [pues] la repetición se da cuando las cosas no se aclaran", concluyó.

    Desde el 23 al 27 de este mes la CIDH lleva a cabo su 165 período de sesiones en el Palacio Legislativo de Uruguay. 

    Además:

    Organismos de DDHH de Argentina denuncian desaparición de joven activista
    Justicia argentina procesa a madre de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini
    El caso Maldonado sacude el clima político en Argentina
    Etiquetas:
    derechos humanos, Abuelas de Plaza de Mayo, Milagro Sala, Santiago Maldonado, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik