06:53 GMT +315 Noviembre 2019
En directo
    Un bebé

    ONU: El Salvador debe despenalizar aborto y prevenir mejor violencia de género

    CC0 / Pixabay
    América Latina
    URL corto
    221
    Síguenos en

    MONTEVIDEO (Sputnik) — El Comité de la Convención para la Eliminación de la Discriminación hacia las Mujeres de la ONU (Cedaw, por sus siglas en inglés) recomendó a El Salvador legalizar el aborto en al menos cuatro causales y mejorar sus esfuerzos para combatir la violencia de género.

    "Preocupa la criminalización absoluta del aborto, según establece el artículo 133 del Código Penal, y que las mujeres recurran a métodos inseguros" para llevar a cabo esa práctica, pues conlleva "graves riesgos para la salud y la vida", señaló el comité en sus observaciones al país.

    Así, el Comité recomienda al Estado la revisión del Código Penal para autorizar el aborto al menos en cuatro causales: cuando el embarazo sea producto de una violación, cuando haya incesto, si la vida de la mujer está en peligro y cuando exista una malformación fetal.

    La recomendación del Comité es un avance importante, según organizaciones de mujeres.

    "Es una voz que se une a esta demanda regional y mundial para que podamos construir una ley que permita el aborto en ciertos casos; se une a todas las voces que estamos pidiendo al Estado salvadoreño no solo un debate serio, científico y laico, sino una acción en materia de derechos de las mujeres", dijo a Sputnik la activista Sara García, de la Agrupación Ciudadana por la Despenalización del Aborto.

    García recordó que en octubre de 2016 el Grupo Parlamentario del gobernante Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) de El Salvador, encabezado por la diputada Lorena Peña, y la Alianza por la Salud de las Mujeres presentaron una propuesta para reformar el Código Penal con el objetivo de despenalizar el aborto en cuatro causales "y es lo que se está debatiendo en el país", añadió.

    Las mujeres salvadoreñas podían abortar en casos de violación o si la salud del bebé o de la madre estaban en peligro, hasta que una ley terminó con esas libertades en 1998.

    El aborto está totalmente prohibido en este país centroamericano que impone penas de prisión para quien incurra en la interrupción voluntaria del embarazo sin importar las circunstancias.

    El Comité también expresó su preocupación por la persecución judicial que sufren algunas mujeres por haber abortado, lo que incluye "largos períodos de detención preventiva y sanciones penales desproporcionadas", incluso para aquellas que han sufrido un aborto espontáneo.

    En El Salvador hay mujeres en prisión tras haber acudido al hospital embarazadas cuando necesitaban atención médica porque fueron denunciadas por profesionales de la sanidad por miedo a ser sancionados ellos mismos al atenderlas.

    Por ello, el Comité recomienda al Estado introducir una moratoria en la aplicación de la ley vigente y revisar la detención de mujeres por delitos relacionados con el aborto "con el fin de garantizar su liberación y mantener la presunción de inocencia y el debido proceso".

    También pide que se garantice el secreto profesional de los médicos y la confidencialidad de los pacientes.

    Avances

    El Comité de la Cedaw destaca, por otra parte, "los esfuerzos del Estado (salvadoreño) por adoptar o revisar leyes, programas y planes para combatir la discriminación contra la mujer y promover sus derechos".

    Sin embargo se mostró preocupado ante "la falta de articulación entre los instrumentos jurídicos y la escasa coordinación entre las instituciones encargadas de su ejecución", señala el comunicado.

    El último informe que realizó el Comité fue en 2008 y desde entonces el país centroamericano ha impulsado reformas legislativas.

    Así, el organismo destaca la Ley de Igualdad, Equidad y Eliminación de la Discriminación contra la Mujer, y la ley que promueve y protege la lactancia materna, ambas de 2016.

    También valoró positivamente la Ley Especial Integral para una Vida Libre de Violencia para las Mujeres, de 2012, y la Ley de Protección Integral de la Niñez y la Adolescencia, de 2009, que permite al Ministerio de Educación impartir clases sobre género, salud y discriminación en el sistema educativo.

    Pero el Comité de la Cedaw considera insuficientes los recursos asignados a la aplicación de la norma de 2012, dada la "creciente tasa de feminicidios" que registra el país y la "alta tasa de violencia contra las mujeres".

    Asimismo, critica la falta de información sobre cómo se juzgan los casos de violencia de género y advierte de los escasos enjuiciamientos en casos de violencia contra las mujeres y los feminicidios y "el número aún menor de condenas".

    Acceso a justicia

    Por otro lado, el Comité saludó también que el país haya establecido una jurisdicción especializada para delitos contra la mujer y unidades de apoyo institucional en la policía.

    Sin embargo, considera que hay "estereotipos patriarcales en la judicatura y la policía y 'cuellos de botella' que se producen a la hora de aplicar la Ley sobre una vida libre de violencia para las mujeres", añade el texto.

    En ese sentido, el Comité recomienda que se asignen recursos humanos, técnicos y financieros adecuados para permitir el funcionamiento eficaz de la jurisdicción especial creada recientemente en materia de delitos contra la mujer.

    También pide al Estado salvadoreño reforzar el trabajo de la Policía Nacional Civil, la Procuraduría General de la Nación y el Instituto de Medicina Legal para la aplicación de protocolos y el seguimiento de su aplicación.

    Etiquetas:
    violaciones, aborto, ONU, El Salvador
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik