Widgets Magazine
En directo
    Iván Espinel, el candidato a la presidencia de Ecuador

    Espinel, el joven candidato que quiere implementar la pena de muerte en Ecuador

    © AFP 2019 / Rodrigo Buendia
    América Latina
    URL corto
    Elecciones en Ecuador (2017) (168)
    0 00

    QUITO (Sputnik) — Con propuestas radicales como la instalación de la pena de muerte o castigar con 40 años de cárcel a los corruptos, Iván Espinel, el más joven de los candidatos a la presidencia de Ecuador, dice que su apuesta es evitar volver al pasado, pero también sacar al país del estancamiento en el que se encuentra actualmente.

    En diálogo con Sputnik el candidato de 33 años dijo que su partido, Fuerza Compromiso Social, es una "nueva apuesta política", una "fuerza que no para" y que enfrenta "al pasado que quiere volver y al presente que está estancado".

    El domingo 19 de febrero se celebran las elecciones presidenciales en Ecuador, que pondrán fin a diez años de Gobierno del presidente Rafael Correa.

    Una de las propuestas más polémicas de Espinel es la de someter a consulta popular la inclusión de la pena de muerte en la legislación ecuatoriana.

    Según el joven candidato esta iniciativa surgió después de "haber escuchado a la gente y entender que muchas familias perdieron a un ser querido y no les hicieron justicia".

    Los delincuentes, sostiene, deben pagar "por sus culpas", especialmente si las víctimas son menores de edad o personas vulnerables.

    "Hablamos mucho de derechos humanos, pero cuando asesinan a una persona defendemos al victimario y no a la víctima", asegura Espinel, para quien las penas por violación, asesinato o corrupción son "muy blandas".

    Por ello asegura que la pena de muerte "será una medida disuasiva para que la gente se dé cuenta y evite cometer esos delitos".

    El candidato sostiene que ha pensado en estas acciones únicamente por la empatía que siente frente a los problemas de la población, ya que desde siempre tuvo la vocación de ayudar a los demás y encontró en la medicina la forma de hacerlo.

    Espinel es médico cirujano, magíster en Administración de Servicios Hospitalarios y docente de la facultad de Medicina de la Universidad Estatal de Guayaquil; también fue presidente de la Asociación Nacional de Médicos Rurales del Ecuador.

    Su cercanía al Gobierno y a sus funcionarios ha puesto en tela de juicio la veracidad de su candidatura, pues muchos lo acusan de haberse postulado únicamente para querer dividir a la oposición y restarle votos en las próximas elecciones.

    El galeno es primo de Vinicio y Fernando Alvarado Espinel, ministros de Producción y de Turismo, respectivamente, quienes además son figuras influyentes en el Gobierno, ya que han estado al frente de su manejo propagandístico.

    "Hemos tomado el camino más difícil; me dicen que soy un títere de mis primos, pero no es así, ¿quién de loco se mete a formar un movimiento político con el trabajo que conlleva? Tomamos el camino más difícil, pero también el más satisfactorio", destaca Espinel.

    Su propuesta se enmarca en "superar la política del pasado y también la del presente, que ya no tienen a dónde ir" y apostar "por gente con vocación de servicio, que quiere gobernar con el corazón y no con los cálculos políticos".

    Dice que de llegar a la presidencia, rescatará las obras importantes del actual Gobierno, pero también desechará las que considere inconvenientes.

    La historia "ha demostrado que gente con mucha experiencia, con muchos pergaminos ha establecido una debacle en el país", y aunque su partido no cuente con una amplia trayectoria política, tampoco tiene como práctica "ser demagógicos ni corruptos".

    "Sí tenemos pasión por el servicio", asegura.

    Espinel está casado con María Verónica Anchundia, quien lo califica como un "esposo muy tierno y romántico", que siempre está pendiente de sus dos pequeños hijos.

    Anchundia cree que su marido puede asumir la primera magistratura "porque quiere un cambio de verdad para su país; quiere sacar adelante a los ecuatorianos".

    Aunque las encuestas lo ubican en los últimos lugares, Espinel se muestra expectante y espera buenos resultados de cara a las elecciones del próximo 19 de febrero en las que se elegirá al sucesor de Rafael Correa, quien gobierna Ecuador desde 2007.

    Tema:
    Elecciones en Ecuador (2017) (168)

    Además:

    Oficialismo inscribió a sus candidatos para las elecciones 2017 en Ecuador
    Inicia en Ecuador campaña electoral para comicios de febrero
    Guerra de datos al cierre de la difusión de encuestas electorales en Ecuador
    Etiquetas:
    Elecciones presidenciales en Ecuador (2017), Iván Espinel, Ecuador
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik